Tipos de virus de influenza

Ilustración del virus de la influenza y vista interior de corte transversal

Hay cuatro tipos de virus de la influenza: A, B, C y D. Los virus A y B de la influenza humana causan una epidemia estacional de la enfermedad (conocida como temporada de influenza) casi todos los inviernos en los Estados Unidos. Los virus de influenza A son los únicos virus conocidos por causar pandemias, tales como epidemias de la influenza a nivel mundial. Una pandemia puede ocurrir cuando aparece un virus nuevo y diferente de influenza A con la capacidad de ocasionar infecciones y propagarse fácilmente entre las personas. Las infecciones por el virus de influenza tipo C por lo general causan una enfermedad leve y se cree que no causan epidemias humanas. Los virus de influenza D afectan principalmente al ganado y no se cree que puedan causar infecciones o enfermedades en los seres humanos.

Los virus de influenza A se dividen en subtipos según dos proteínas de la superficie del virus: la hemaglutinina (H) y la neuraminidasa (N). Existen 18 subtipos de hemaglutinina y 11 subtipos de neuraminidasa diferentes (de H1 a H18 y de N1 a N11, respectivamente). Aunque se han identificado más de 130 combinaciones de subtipos de influenza A en la naturaleza, principalmente en aves silvestres, posiblemente haya muchas más combinaciones de subtipos de influenza A dada la predisposición a la "redistribución" del virus. La redistribución es un proceso a través del cual los virus de influenza intercambian segmentos de genes. La redistribución se produce cuando dos o más virus de influenza infectan a un organismo hospedador al mismo tiempo e intercambian información genética. Los actuales subtipos de virus de influenza A que circulan habitualmente entre las personas son: A(H1N1) y A(H3N2). Los subtipos de influenza A pueden dividirse en diferentes "clados" y "sub-clados" genéticos. Vea el siguiente gráfico de "Virus de la influenza" para obtener una descripción visual de estas clasificaciones.

Virus de la influenza estacional en seres humanos

Este gráfico muestra los dos tipos de virus de la influenza (A y B) que causan la mayoría de las enfermedades en humanos y que son responsables de las temporadas de influenza cada año. Los virus de influenza A se clasifican además en subtipos, mientras que los virus de influenza B se clasifican en dos linajes: B/Yamagata y B/Victoria. Los virus de influenza A y B pueden clasificarse en clados y subclados específicos (que en algunos casos se denominan grupos y subgrupos). Tenga en cuenta que este gráfico es un ejemplo, y que los clados y subclados de la influenza actualmente en circulación pueden diferir de los que se muestran aquí.

figura 1 - árbol filogenético, ancestro común/nodo, subclado, clado

Figura 1 - Esta es la imagen de un árbol filogenético. Los árboles filogenéticos muestran cuán estrecha es la relación entre cada uno de los virus. Por lo general, los árboles filogenéticos de los virus de la influenza muestran la similitud que hay entre los genes de hemaglutinina (H o HA) o neuraminidasa (N o NA) de los virus. Cada secuencia de un virus de la influenza específico tiene asignada una rama del árbol. El grado de diferencia genética entre los virus se representa con el largo de las líneas horizontales (ramas) en el árbol filogenético. Cuanto más separados están los virus en el eje horizontal de un árbol filogenético, más diferentes son genéticamente entre sí. Los virus de influenza cuyos genes de HA comparten los mismos cambios genéticos y un ancestro común (nodo) son agrupados en "clados" y "subclados" específicos.

Los clados y subclados pueden denominarse alternativamente "grupos" y subgrupos", respectivamente. Un clado o grupo de influenza es otra subdivisión de los virus de influenza (además de subtipos o linajes) según la similitud de las secuencias genéticas de hemaglutinina. (Ver Página de secuenciación de genomas y caracterización genética  para obtener más información). Los clados y subclados se muestran en los árboles filogenéticos como grupos de virus que por lo general tienen cambios genéticos similares (es decir, cambios en los nucleótidos o aminoácidos) y tienen un único ancestro común representado como nodo en el árbol (ver Figura 1). El hecho de dividir en clados y subclados les permite a los expertos en influenza registrar la proporción de virus de diferentes clados en circulación.

Cabe destacar que los clados y subclados que son genéticamente diferentes a los demás no necesariamente son antigénicamente diferentes. Se entiende mejor al introducir primero los conceptos de "antígenos" y "propiedades antigénicas". Tal como se describió anteriormente, los virus de la influenza tienen las proteínas de superficie hemaglutinina (H) y neuraminidasa (N). Estas proteínas actúan como antígenos. Los antígenos son estructuras moleculares que se encuentran en la superficie de los virus, son reconocidas por el sistema inmunitario y son capaces de desencadenar una respuesta inmunitaria (como la producción de anticuerpos). El término "propiedades antigénicas" se usa para describir el anticuerpo o la respuesta inmunitaria desencadenada por los antígenos de un virus en particular. Cuando dos virus de la influenza son antigénicamente diferentes, significa que la respuesta inmunitaria del organismo hospedador (anticuerpos) generada por la vacunación o la infección por uno de los virus no reconocerá y neutralizará tan fácilmente al otro virus. Por consiguiente, en el caso de los virus antigénicamente diferentes, la inmunidad desarrollada contra uno de los virus no necesariamente protegerá también contra el otro.

Por el contrario, cuando dos virus de la influenza son antigénicamente similares, la respuesta inmunitaria del organismo hospedador (anticuerpos) generada por la vacunación o la infección por uno de los virus reconocerá y neutralizará al otro virus, protegiéndolo así contra ese otro virus.

Actualmente los virus de influenza A(H1N1) en circulación están relacionados con los virus pandémicos H1N1 2009 que aparecieron en la primavera del 2009 y causaron una pandemia de influenza (sitio web de los CDC sobre la influenza H1N1 2009). Estos virus, científicamente llamados "virus A(H1N1)pdm09" y conocidos generalmente como "H1N1 2009" siguieron circulando cada temporada desde entonces y sufrieron cambios genéticos y modificaciones en sus propiedades antigénicas (es decir, las propiedades del virus que afectan la inmunidad).

Los virus de influenza A(H3N2) también cambiaron genética y antigénicamente. Los virus de influenza A(H3N2) han formado varios clados independientes y diferentes desde el punto de vista genético en los últimos años que siguen circulando simultáneamente.

Los virus de influenza B no se dividen en subtipos, pero en cambio se clasifican en dos linajes: B/Yamagata y B/Victoria. Al igual que los virus de influenza A, los virus de influenza B pueden clasificarse en clados y subclados específicos. Los virus de influenza B por lo general cambian más lentamente respecto de sus propiedades genéticas y antigénicas que los virus de influenza A, especialmente los virus de influenza A(H3N2). Los datos de vigilancia de la influenza de los últimos años muestran una cocirculación de los virus de influenza B de ambos linajes en los Estados Unidos y el resto del mundo. No obstante, la proporción de virus de influenza B de cada linaje que circula puede variar según la ubicación geográfica y la temporada. En los últimos años, los virus de influenza B/Yamagata han circulado con mucha menos frecuencia en comparación con los virus de influenza B/Victoria a nivel mundial.

conocer la nomenclatura de los virus de influenza, tipo de virus, lugar de aislamiento del virus, número de cepas, año de aislamiento, subtipo de virus, como por ejemplo sydney o5 97 (h3n2)

Figura 2 - Esta imagen muestra la nomenclatura de los virus de la influenza. El nombre comienza con el tipo de virus, seguido por el lugar de aislamiento del virus, el número de la cepa del virus (suele ser el identificador de la muestra), el año de aislamiento y finalmente el subtipo de virus.

Nomenclatura de los virus de la influenza

Los CDC siguen una convención de nomenclatura aceptada internacionalmente para los virus de la influenza. Esta convención fue aceptada por la OMS en 1979 y publicada en febrero de 1980 en el Boletín informativo de la Organización Mundial de la Salud, 58(4):585-591 (1980) (ver Revisión del sistema de nomenclatura para los virus de la influenza: memorándum de la OMS [854 KB, 7 páginas]ícono de pdfícono de sitio externo). El enfoque utiliza los siguientes componentes:

  • El tipo antigénico (p. ej.,: A, B, C, D)
  • El hospedador de origen (p. ej.,: porcino, equino, avícola, etc.). No se da una designación de hospedador de origen para los virus de origen humano. Vea los siguientes ejemplos:
    • (Ejemplo en pato): virus de influenza aviar A(H1N1), A/pato/Alberta/35/76
    • (Ejemplo en humanos): virus de influenza estacional  A(H3N2), A/Perth/16/2019
  • Origen geográfico (por ej.: Denver, Taiwán, etc.)
  • Número de cepa (por ej.: 7, 15, etc.)
  • Año de recolección (p. ej.: 57, 2009, etc.)
  • Para los virus de influenza A, la descripción, entre paréntesis, de los antígenos hemaglutinina y neuraminidasa (p. ej.: virus de influenza A(H1N1), virus de influenza A(H5N1))
  • Al virus pandémico del 2009 se le asignó un nombre diferente: A(H1N1)pdm09 para distinguirlo de los virus de influenza estacional A(H1N1) que circularon antes de la pandemia.
  • Cuando los seres humanos contraen una infección por virus de influenza que normalmente circulan entre cerdos, dichos virus son llamados variantes del virus y se los designa con la letra 'v' (p. ej., virus A(H3N2)v).

Virus de la vacuna contra la influenza

Algunas vacunas contra la influenza estacional están formuladas para proteger contra virus de la influenza conocidos por causar epidemias, tales como: un virus de influenza A(H1N1), un virus de influenza A(H3N2), un virus de influenza B/linaje Victoria y un virus de influenza B/linaje Yamagata. Vacunarse contra la influenza puede proteger contra estos virus, así como contra otros virus de la influenza que son antigénicamente similares a los virus utilizados para fabricar la vacuna. Se puede encontrar información acerca de esta vacuna de temporada en Prevención de la influenza estacional mediante la vacunación. Las vacunas contra la influenza estacional no protegen contra los virus de influenza C o D ni contra los virus de la influenza zoonótica (de origen animal) que pueden causar infecciones en humanos, como la variante del virus o virus de la influenza aviar.  Además, las vacunas contra la influenza NO protegen contra infecciones y enfermedades ocasionadas por otros virus que también pueden causar síntomas similares a los de la influenza. Hay muchos otros virus aparte de la influenza que pueden causar una enfermedad similar a la influenza (ILI, por sus siglas en inglés) que se propagan durante la temporada de influenza.

Descargo de responsabilidad: Es posible que en este sitio encuentre algunos enlaces que le lleven a contenido disponible sólo en inglés. Además, el contenido que se ha traducido del inglés se actualiza a menudo, lo cual puede causar la aparición temporal de algunas partes en ese idioma hasta que se termine de traducir (generalmente en 24 horas). Llame al 1-800-CDC-INFO si tiene preguntas sobre la influenza estacional, cuyas respuestas no ha encontrado en este sitio. Agradecemos su paciencia.