Prevención y tratamiento con antivirales de infecciones por el virus de la influenza aviar en personas

Esta es una imagen de lavado de manos con virus de la influenza aviar de fondo.

Los CDC consideran que el riesgo actual para el público en general del brote de influenza aviar H5N1 en aves silvestres y aves de corral es bajo. Para obtener más información sobre los avances recientes de la influenza aviar en los Estados Unidos, visite la página del Resumen de la situación actual.

Use guantes para reducir al mínimo el contacto con aves silvestres o aves de corral enfermas o muertas y lávese las manos con agua y jabón después de tocarlas. Use protección respiratoria, como un respirador N95 si está disponible o, si no está disponible, una mascarilla bien ajustada (p. ej., una mascarilla quirúrgica).

Use guantes para reducir al mínimo el contacto con aves silvestres o aves de corral enfermas o muertas y lávese las manos con agua y jabón después de tocarlas. Use protección respiratoria, como un respirador N95 si está disponible o, si no está disponible, una mascarilla bien ajustada (p. ej., una mascarilla quirúrgica).

Medidas de protección respecto de las aves

  • Como medida de precaución general, las personas deberían evitar el contacto directo con aves silvestres y solo observarlas desde lejos, de ser posible.
  • Las aves silvestres pueden estar infectadas por los virus de influenza aviar A incluso si no parecen enfermas.
  • Evitar tener contacto sin protección con aves domésticas (aves de corral) que parecen estar enfermas o muertas.
  • No tocar superficies que podrían estar contaminadas con saliva, mucosa o heces de aves silvestres o domésticas.

La mejor prevención es evitar las fuentes de exposición

La mejor manera de prevenir la influenza aviar (en aves) es evitar las fuentes de exposición siempre que sea posible. Las aves infectadas transportan el virus de la influenza aviar en la saliva, mucosa y heces. Las personas rara vez se infectan por influenza aviar. Las infecciones en humanos por los virus de la influenza aviar pueden ocurrir cuando el virus entra a través de los ojos, la nariz o la boca de una persona, o por medio de la inhalación. Esto pasa cuando el virus está presente en el aire (en gotitas o quizás en polvo) y una persona lo inhala o cuando una persona toca algo que contiene el virus y luego se toca la boca, los ojos o la nariz. Las infecciones por influenza aviar en las personas ocurren con mayor frecuencia después de un contacto cercano, prolongado y sin protección (sin guantes u otro tipo de equipo de protección) con aves infectadas y luego de que la persona se toque la boca, los ojos o la nariz.

Medidas de protección para personas que tienen contacto con aves infectadas por influenza aviar debido a su trabajo

Las personas que tienen contacto con aves durante su actividad laboral deben conocer el riesgo de exposición a los virus de la influenza aviar y tomar las medidas correspondientes. Los grupos de personas que pueden tener exposición ocupacional a aves infectadas incluyen a personas que trabajan en centros de rehabilitación de aves, personas que trabajan en santuarios de aves y otros animales, y el personal de respuesta a brotes de influenza aviar. Si se ve obligado a manipular aves enfermas durante su actividad laboral, tome las siguientes precauciones:

  • Use equipo de protección como guantes, un respirador N95 si está disponible o, si no está disponible, una mascarilla bien ajustada (p. ej., una mascarilla quirúrgica), y protección para los ojos.
  • Evite tocarse la boca, la nariz o los ojos después de tener contacto con aves o superficies que podrían estar contaminadas con saliva, mucosa o heces de aves domésticas o silvestres.
  • Lávese las manos con agua y jabón después de tocar a las aves, y
  • Cámbiese de ropa antes de entrar en contacto con aves de corral domésticas sanas y después de manipular aves silvestres. Luego, bote los guantes y la mascarilla, y lávese las manos con agua y jabón.
  • Los CDC ofrecen más información sobre qué hacer luego de estar expuesto a aves de corral u otras aves infectadas.

Estas medidas lo ayudarán a protegerse de la infección por los virus de la influenza aviar y también ayudarán a evitar que propague la influenza aviar a otras personas, aves y animales.

Los CDC tienen información disponible si ha tenido contacto directo con aves infectadas y se enferma.

Información para otros grupos que podrían tener contacto con aves infectadas

Otros grupos de personas que podrían tener contacto con aves infectadas por los virus de la influenza aviar incluyen a los cazadores y a las personas que tienen aves de corral de patio o de cría recreativa. Los dueños de las aves deben notificar al estado o al gobierno federal ante la presencia inusual de aves enfermas o muertas, ya sea a través de su veterinario estatal o a través del número gratuito del USDA: 1-866-536-7593. Puede obtener más información sobre bioseguridad para bandadas de aves domésticas en el sitio web del APHIS del USDA.

Cazadores

Los cazadores que manipulan aves silvestres deben destripar y limpiar las aves de caza en el campo cuando sea posible e implementar buenas prácticas de higiene para evitar cualquier posible propagación de enfermedades. Si es posible, use guantes, un respirador N95 si está disponible o, si no está disponible, una mascarilla bien ajustada (p. ej., una mascarilla quirúrgica), y protección para los ojos al preparar las aves. Al terminar, bote los guantes y la mascarilla y luego lávese las manos con agua y jabón. Hay más información sobre las directrices generales de seguridad para cazadores que manipulan especies de vida silvestre y sus tejidos disponible en el sitio web del Servicio de Pesca y Vida Silvestre de los EE. UU.

Propietarios de aves y personas que tienen aves de corral de patio o de cría recreativa

Los dueños de las aves deben implementar medidas de bioseguridad y evitar que haya contacto entre sus aves y las aves silvestres. Los propietarios de aves deben seguir las medidas de protección al estar cerca de aves que se mencionan al inicio de esta página. Si se ve obligado a manipular aves enfermas, tome las siguientes precauciones:

  • Use equipo de protección como guantes, un respirador N95 si está disponible o, si no está disponible, una mascarilla bien ajustada (p. ej., una mascarilla quirúrgica), y protección para los ojos.
  • Lávese las manos con agua y jabón después de tocar a las aves.
  • Evite tocarse la boca, la nariz o los ojos después de tener contacto con aves o superficies que podrían estar contaminadas con saliva, mucosa o heces de aves domésticas o silvestres.
  • Cámbiese de ropa antes de entrar en contacto con aves de corral domésticas sanas y manipular aves silvestres, aves silvestres cautivas, aves de granja y otras aves mascota. Luego, bote los guantes y la mascarilla, y lávese las manos con agua y jabón.
  • Los CDC ofrecen más información sobre qué hacer luego de estar expuesto a aves de corral u otras aves infectadas.

Hay recomendaciones específicas sobre el equipo de protección personal (EPP) adecuado que se debe usar y cómo ponérselo y quitárselo de manera segura disponibles en Propietario de aves de corral en patios: tome medidas para protegerse de la influenza aviar.

Si ha tenido contacto directo con aves infectadas por el virus de la influenza aviar y se enferma

Los CDC tienen información disponible para los diferentes grupos de personas que se enfermen luego de tener contacto con aves infectadas.

Las personas que se enferman dentro de los 10 días de su exposición a aves infectadas deberían aislarse en casa y lejos de los miembros de su hogar y no deben concurrir al trabajo ni a la escuela hasta confirmar que no tienen una infección por un virus de la influenza aviar y estén recuperadas. El departamento de salud pública local o estatal debe ser notificado y puede ayudar a monitorear y brindar recomendaciones sobre la finalización del aislamiento.

Los contactos cercanos (familiares, etc.) de las personas que han estado expuestas al virus de la influenza aviar deben monitorear su salud y notificar a su proveedor de atención médica cualquier nuevo síntoma, especialmente los síntomas respiratorios, en los 10 días posteriores a la exposición.

Para obtener más información acerca de la influenza aviar y saber qué hacer si ha estado expuesto a la influenza aviar, visite: Lo que debe saber acerca de la influenza aviar (cdc.gov) [154 KB, 2 páginas].

Los CDC también recomiendan que todas las personas de 6 meses de edad en adelante se vacunen todos los años contra la influenza estacional.

Es sumamente importante que las personas que puedan estar expuestas a aves enfermas se vacunen contra la influenza estacional, en lo posible 2 semanas antes de su posible exposición. La vacunación contra la influenza estacional no previene la infección por los virus de la influenza aviar, pero puede reducir el riesgo de infección por los virus de la influenza humana y aviar al mismo tiempo.

Qué hacer si encuentra un ave muerta

Los gobiernos estatales y locales tienen diferentes políticas para tomar muestras de aves y analizarlas, así que consulte con el departamento de salud de su estado, el laboratorio de diagnóstico veterinario estatal o la agencia estatal de vida silvestre para obtener información acerca de los informes de aves muertas en su zona. Las agencias de vida silvestre investigan periódicamente los casos de aves enfermas o muertas si la cantidad es muy alta. Este tipo de informe podría ayudar con la detección temprana de enfermedades como el virus del Nilo Occidental o la influenza aviar. Si las autoridades locales le indican que se deshaga del cuerpo de animal muerto, no lo toque sin usar guantes. Use guantes o una bolsa de plástico al revés para colocar el cuerpo en una bolsa de residuos, que luego puede botar en el contenedor de basura habitual. Para notificar signos poco habituales en aves que haya visto sueltas, llame al 1-866-536-7593.

En los Estados Unidos, es seguro comer aves de corral cocidas y manipuladas adecuadamente. La manipulación y cocción adecuadas de las aves de corral y los huevos a una temperatura interna de 165 ˚F mata las bacterias y los virus, incluidos los virus de la influenza aviar.

En los Estados Unidos, es seguro comer aves de corral cocidas y manipuladas adecuadamente. La manipulación y cocción adecuadas de las aves de corral y los huevos a una temperatura interna de 165 ˚F mata las bacterias y los virus, incluidos los virus de la influenza aviar.

Preparar alimentos

La industria avícola de los EE. UU. posee rigurosas normas de salud y seguridad, que incluyen el monitoreo periódico de la influenza aviar. En los Estados Unidos, es seguro comer aves de corral cocidas y manipuladas adecuadamente. Manipular y cocinar de manera adecuada las aves de corral y los huevos a una temperatura interna de 165˚ F mata las bacterias y los virus, incluidos los de la influenza aviar. Las personas deberían manipular la carne de ave cruda de manera higiénica y cocinar completamente toda la carne de ave y sus productos derivados (como el huevo) antes de consumirlos. Comer carne de ave cruda o poco cocida puede hacerle mal. Más información disponible en Pollos e intoxicación alimentaria.

Aunque no existe evidencia de que alguien se haya infectado por influenza aviar después de comer productos derivados de aves de corral debidamente cocinados, las aves de corral y los productos avícolas crudos (como la sangre) podrían haber sido la fuente de una pequeña cantidad de infecciones por influenza aviar en personas del sudeste asiático. Visite USDA - Educación en seguridad de los alimentos para obtener instrucciones sobre cómo manipular las aves de corral en forma segura.

Viajar a otros países

Actualmente, los CDC no recomienda evitar viajar a ningún país debido a los virus de la influenza aviar en aves silvestres, aves de corral o personas. Los CDC recomiendan que las personas que viajan a países y estados con brotes de influenza aviar en aves de corral o humanos:

  • Si es posible, no visite granjas avícolas, mercados de aves u otros lugares donde crían, tienen o venden aves de corral vivas.
  • No coman productos derivados de la carne de ave cruda o poco cocida y que se laven las manos después de tocar carne de ave cruda.
  • Implementen buenos hábitos de higiene y limpieza.
  • Consulten con un médico si se enferman durante o después del viaje.

Visite CDC sobre salud para viajeros para obtener más información sobre la influenza aviar.

Se pueden usar medicamentos antivirales para tratar la enfermedad

Los CDC actualmente recomiendan el tratamiento lo antes posible con medicamentos antivirales contra la influenza para las personas que se infectan por influenza aviar. Los tratamientos con antivirales funcionan mejor cuando se inicia apenas aparecen los síntomas. Si se enferma después de haber estado en contacto cercano con aves enfermas o potencialmente infectadas, contáctese inmediatamente con el departamento de salud estatal o local y con un proveedor de atención médica. Es posible que le hagan una prueba de detección de influenza aviar y que el proveedor de atención médica le recete un medicamento antiviral para tratar la enfermedad. Es importante que tome el medicamento tal como le indican.

Los datos disponibles sobre los virus de la influenza aviar que se propagan por todo el mundo sugieren que la mayoría de las infecciones por el virus de la influenza aviar pueden tratarse con medicamentos antivirales contra la influenza, si el tratamiento se inicia apenas se presentan los síntomas. Sin embargo, algunas evidencias demuestran que los medicamentos antivirales contra la influenza pueden no ser tan eficaces contra algunos virus de la influenza aviar A(H5N1) y A(H7N9) que se detectaron por primera vez en Asia. Cuando los virus de la influenza evolucionan de manera tal que el tratamiento antiviral es menos eficaz, se denomina resistencia antiviral. Los CDC analizan periódicamente los virus de la influenza aviar para comprobar su resistencia antiviral.

El Gobierno de los EE. UU. está produciendo vacunas contra la influenza aviar A(H5N1) y A(H7N9) en caso de que sean necesarias

El gobierno federal de los EE. UU. tiene una reserva de vacunas, incluidas las vacunas contra los virus de la influenza aviar A(H5N1) y A(H7N9). Las vacunas podría ser utilizada si virus similares comienzan a propagarse fácilmente de persona a persona. Dado que los virus de la influenza cambian constantemente, los CDC continúan creando nuevos virus de vacuna experimental (CVV, por sus siglas en inglés) según sea necesario. La creación de virus de vacuna experimental es el primer paso en la producción de una vacuna contra la influenza. Hay información acerca de cómo fabricar un virus de vacuna experimental (CVV) correspondiente al virus de la influenza aviar altamente patógeno (influenza aviar) disponible.

Si es médico, empleado de laboratorio o trabajador de salud pública

Influenza aviar: información para profesionales de la salud y empleados de laboratorio para obtener las últimas directrices.

Descargo de responsabilidad: Es posible que en este sitio encuentre algunos enlaces que le lleven a contenido disponible sólo en inglés. Además, el contenido que se ha traducido del inglés se actualiza a menudo, lo cual puede causar la aparición temporal de algunas partes en ese idioma hasta que se termine de traducir (generalmente en 24 horas). Llame al 1-800-CDC-INFO si tiene preguntas sobre la influenza estacional, cuyas respuestas no ha encontrado en este sitio. Agradecemos su paciencia.