Saltar directamente a búsqueda Saltar directamente al índice A-Z Saltar directamente a navegación Saltar directamente a las opciones de páginas Saltar directamente al contenido del sitio

Vigilancia de defectos de nacimiento relacionados con el zika

Mujer cargando un bebé

Hacer un seguimiento de los defectos de nacimiento posiblemente relacionados con la infección por el virus del Zika ayudará a comprender mejor sus efectos durante el embarazo.

Los CDC trabajan en 50 áreas locales y estatales para controlar y recopilar información sobre bebés nacidos con microcefalia y otros defectos de nacimiento que puedan estar asociados con la infección por el virus del Zika durante el embarazo. Estas jurisdicciones han implementado una definición de caso consistente para recopilar información de manera rápida acerca de todos los bebés nacidos con estos defectos, incluidos aquellos cuyos defectos de nacimiento no se deban quizás a la infección por el virus del Zika durante el embarazo. Dicha información se utilizará para comprender la totalidad de efectos sobre la salud asociados con el zika. También se puede usar para determinar el efecto de estas afecciones sobre las comunidades y ayudar a que las familias se contacten con los servicios médicos y sociales locales.

Seguimiento de los defectos de nacimiento

Los sistemas locales y estatales de vigilancia de defectos de nacimiento recopilan información sobre aquellos defectos de nacimiento que se consideran relacionados con la infección por el virus del Zika. Entre los ejemplos se conocen anomalías cerebrales como microcefalia, defectos en los ojos, pérdida de la audición u otros problemas provocados por un daño al cerebro que afecta los nervios, los músculos y los huesos, como el pie equinovaro o la falta de flexibilidad en las articulaciones. Para consultar la lista completa de defectos de nacimiento visite la página Resultados de embarazos.  

Recolección de datos

Los sistemas de vigilancia de defectos de nacimiento utilizan métodos diferentes para hallar bebés con defectos de nacimiento y confirmar los diagnósticos. Para lograr la implementación de un enfoque integral que permita recopilar información sobre el zika, los CDC trabajan con 50 jurisdicciones estatales y locales en el uso y mejoramiento de programas de vigilancia de defectos de nacimiento basados en la población, que emplean métodos activos de búsqueda de casos y definiciones de casos estandarizadas.

  • La vigilancia de defectos de nacimiento basada en la población implica que se reúne información en función de todos los bebés nacidos con defectos de nacimiento posiblemente asociados a zika. Estos datos incluyen bebés que no han estado expuestos al virus del Zika y que quizás tienen los mismos defectos de nacimiento por otras causas. Esto permite identificar la totalidad de resultados asociados a la infección por el virus del Zika.
  • La búsqueda activa de casos implica que el personal revisa los registros médicos de manera continua, por lo general provenientes de distintos centros de atención médica en un área geográfica determinada, en los que se diagnostican y atienden niños con defectos de nacimiento. Para cada caso de defecto de nacimiento identificado en este proceso de revisión, el personal reúne información tanto sobre la madre como sobre el bebé. Aunque puede consumir tiempo y recursos, este enfoque arroja información más precisa y detallada, necesaria para comprender los diferentes tipos de defectos en el cerebro y el sistema nervioso central que quizás se relacionen con la infección por el virus del Zika.
  • Las definiciones de casos estandarizadas permiten reunir datos de manera sistemática y consistente y garantizan que la información tomada de distintas áreas geográficas se pueda comparar de forma significativa.

Qué hacen los CDC con los datos

Los CDC utilizan los datos de vigilancia de defectos de nacimiento relacionados con el zika para comprender los patrones de la enfermedad, los factores de riesgo y los efectos sobre las poblaciones y las comunidades, informar las actividades de prevención y conectar a las familias con los servicios sociales y de salud.

Comprender los patrones de la enfermedad y los factores de riesgo

Los datos tomados por los sistemas de vigilancia de defectos de nacimiento se pueden utilizar para hacer un seguimiento de su frecuencia y gravedad entre bebés que han estado expuestos o no al virus del Zika. Estos datos también permiten identificar los tipos de defectos de nacimiento más frecuentes en bebés que han estado expuestos al virus del Zika, así como las subgrupos de población más afectados por resultados relacionados con esta enfermedad.

Comprender los efectos sobre las poblaciones y las comunidades

Los sistemas estatales y locales de seguimiento de defectos de nacimiento ofrecen datos importantes para hallar qué miembros de una población sufren defectos de nacimiento posiblemente asociados con la infección por el virus del Zika. Esta información puede relacionarse con otros datos para comprender mejor el efecto del virus del Zika sobre las comunidades. Asimismo, los datos se pueden utilizar para hacer un seguimiento de los efectos de estas afecciones a lo largo del tiempo.

Informar sobre las actividades de prevención

Los datos tomados por los sistemas de vigilancia de defectos de nacimiento vienen a cubrir un vacío en el proceso informativo de los resultados de embarazos relacionados con zika. Si una madre no ha recibido un diagnóstico de virus del Zika prenatalmente, es posible que su bebé no figure en los registros de zika en el embarazo de los CDC (el Registro de Casos de Zika en el Embarazo en los EE. UU. y el sistema de vigilancia activa del virus del Zika durante el embarazo). Al hacer un seguimiento de todos los bebés con defectos de nacimiento potencialmente asociados a la infección por el virus del Zika, los datos se recopilan en función de una mayor cantidad de bebés. La información recopilada sobre las madres y sus bebés a través de estos sistemas permitirá mejorar las tareas de prevención de infección por el virus del Zika durante el embarazo y ayudará a los investigadores a estudiar toda una gama de otros problemas de salud potenciales.

Conectar a las familias con los servicios sociales y de salud

Dado que los tipos de servicios necesarios para brindar cuidados a los bebés con defectos de nacimiento pueden ser complejos, los CDC recomiendan el uso de servicios de atención coordinados y de intervención temprana. Los sistemas de vigilancia de defectos de nacimiento ofrecen una manera de identificar y derivar bebés nacidos con defectos de nacimiento, incluidos aquellos que puedan haber sido provocados por la infección por el virus del Zika, para que puedan recibir los servicios necesarios lo antes posible.

Arriba