Saltar directamente a búsqueda Saltar directamente al índice A-Z Saltar directamente a navegación Saltar directamente a las opciones de páginas Saltar directamente al contenido del sitio

Directrices clínicas para proveedores de atención médica que atienden mujeres embarazadas

Este sitio web se actualiza con frecuencia; no obstante, es posible que parte de su contenido se vea en inglés hasta que se traduzca.

Resumen

Puntos clave:

  • Los CDC recomiendan que las mujeres embarazadas no viajen a un área donde hay transmisión activa del virus del Zika. Si una mujer embarazada debe viajar a una de estas áreas, debería hablar con su proveedor de atención médica antes de viajar y cuando regrese. Si viaja, se le debe indicar que siga estrictamente las medidas para evitar las picaduras de mosquitos y prevenir la transmisión sexual durante el viaje.
  • Las mujeres embarazadas cuyas parejas vivan en un área con zika o hayan viajado a una de ellas deberían usar un condón para evitar la transmisión sexual cada vez que mantengan o no relaciones sexuales durante el embarazo. Las relaciones sexuales incluyen relaciones por vía vaginal, anal y oral, y compartir juguetes sexuales. Los condones incluyen condones femeninos y masculinos para sexo vaginal y anal. Los condones bucales (láminas de látex o poliuretano) también se pueden usar durante el sexo oral.
  • En el caso de las mujeres embarazadas sintomáticas con exposición al virus del Zika, se recomienda la prueba NAT (prueba del ácido nucleico) para detección del ARN en suero y orina hasta 2 semanas después de la aparición de los síntomas. Además, se recomienda realizar la prueba NAT para detección de ARN serológica y de orina < 2 semanas después de la última exposición posible para mujeres embarazadas sintomáticas que vivan en áreas sin transmisión activa del virus del Zika y para aquellas que se hayan evaluado de 2 a 12 semanas después de la exposición y tengan un resultado positivo del IgM para el virus del Zika. También puede analizarse la sangre pura junto con el suero y la orina para detectar el ARN del virus del Zika.
  • En el caso de mujeres embarazadas asintomáticas con 2 a 12 semanas después de la última fecha de exposición posible que viven en áreas donde no hay transmisión activa del virus del Zika, se recomienda realizar la prueba NAT para detección de ARN serológica y en orina hasta 2 semanas después de la última exposición posible y para aquellas que son evaluadas de 2 a 12 semanas después de la aparición de los síntomas, si se registra un resultado positivo de IgM para el virus del Zika. También puede analizarse la sangre pura junto con el suero y la orina para detectar el ARN del virus del Zika.
  • Se puede ofrecer una evaluación mediante prueba serológica a las mujeres embarazadas asintomáticas con exposición al zika entre las 2 a 12 semanas después de la última fecha de posible exposición. Las mujeres asintomáticas que viven en áreas con transmisión activa del virus del Zika deben realizarse una prueba de IgM para el zika como parte de la atención obstétrica de rutina durante el 1° y 2° trimestre, las mujeres con resultado positivo de IgM deben realizarse una prueba NAT para detección de ARN inmediata; un resultado positivo en la prueba NAT para detección de ARN es un diagnóstico definitivo de la infección con el virus del Zika. Las autoridades de salud locales deben determinar cuándo deben implementarse las pruebas de detección para mujeres embarazadas asintomáticas con base en la información sobre los niveles de transmisión del virus del Zika y la capacidad de los laboratorios.

Últimos cambios: las nuevas recomendaciones amplían la prueba NAT para detección de ARN del Zika con el objetivo de incrementar la cantidad de mujeres embarazadas con la infección del virus del Zika que reciben el diagnóstico definitivo. Además, las nuevas directrices incluyen recomendaciones de manejo clínico para ayudar a los proveedores de atención médica a atender mejor a las pacientes embarazadas con infección posible o confirmada del virus del Zika. Más específicamente, las directrices provisionales actualizadas:

  • Extienden la ventana de la prueba NAT para detección de ARN de 1 a 2 semanas después de la aparición de los síntomas en las mujeres embarazadas sintomáticas.
  • Agregan una nueva recomendación para implementar las pruebas NAT para detección del ARN serológicas y de orina específicas para el zika entre las mujeres embarazadas asintomáticas con posible exposición.
  • Agregan una nueva recomendación para las pruebas NAT para detección del ARN luego de que una mujer embarazada obtiene un resultado positivo o equívoco en una prueba de anticuerpo IgM para el zika.
  • Actualizan las directrices para enfatizar las pruebas de la sangre del bebé en lugar de pruebas de la "sangre del bebé o del cordón".


Guía

Publicaciones relacionadas

Asesoría de pacientes

Para mujeres embarazadas
Virus del Zika: pruebas para las mujeres embarazadas que viven en un área con zika

Vista en miniatura de la hoja informativa sobre pruebas del virus del Zika para mujeres embarazadas que viven en un área con zika

Para mujeres embarazadas
Pruebas de detección del virus del Zika para las mujeres embarazadas que no viven en un área con zika

Vista en miniatura de la hoja informativa Pruebas del virus del Zika para las mujeres embarazadas que viven en áreas con zika

Arriba