Saltar directamente a búsqueda Saltar directamente al índice A-Z Saltar directamente a navegación Saltar directamente a las opciones de páginas Saltar directamente al contenido del sitio

El zika en bebés y niños

Este sitio web se actualiza con frecuencia; no obstante, es posible que parte de su contenido se vea en inglés hasta que se traduzca.

Transmisión congénita y perinatal

El virus del Zika puede ser transmitido de una mujer embarazada a su feto durante el embarazo (transmisión congénita) o al momento del parto (transmisión perinatal).

La transmisión congénita o intrauterina del virus del Zika se produce cuando una mujer contrae el virus del Zika durante el embarazo, pero antes del parto, y el virus pasa al feto.

La transmisión perinatal del virus del Zika ocurre cuando una mujer contrae el virus del Zika en algún momento durante las 2 semanas antes del parto y el virus pasa al bebé en el momento del parto o durante el parto. Cuando un bebé contrae la infección por el virus del Zika perinatalmente, el bebé podría presentar síntomas como erupción maculopapular, conjuntivitis, artralgia y fiebre. Desconocemos la frecuencia con la que se produce la transmisión perinatal del zika.

La información sobre la transmisión perinatal se limita a casos poco frecuentes. Se infomaron un caso asintomático y un caso sintomático (con trombocitopenia y un sarpullido difuso). La evidencia de otros flavivirus, como el virus del Nilo Occidental y del dengue, indica que la transmisión se manifiesta de formas diferentes en el neonato, desde ningún síntoma hasta un cuadro grave (que incluye fiebre, trombocitopenia, hemorragia, encefalopatía y consecuencias neurológicas adversas). Actualmente se desconoce el espectro de características clínicas que podría observarse en bebés que contraen el virus del Zika durante el periodo perinatal.

Transmisión postnatal

Los bebés y niños pueden contraer el virus del Zika después del nacimiento a través de otras rutas de transmisión como las picaduras de mosquitos. La información acerca de las consecuencias a largo plazo en bebés y niños con enfermedad postnatal por el virus del Zika es limitada. La mayoría de los niños infectados con el virus del Zika son asintomáticos o tienen un cuadro clínico leve similar al que se puede observar en adultos con infección por el virus del Zika. Hasta tanto no haya más evidencia disponible para respaldar las recomendaciones, se aconseja atención pediátrica de rutina para estos bebés y niños. El tratamiento es de apoyo, lo cual incluye descanso y líquidos para prevenir la deshidratación. No se deben usar medicamentos antinflamatorios no esteroideos (AINE) hasta que se descarte el dengue como causa de la enfermedad y se deberían evitar en los niños de <; de 6 meses. No se recomienda el uso de aspirina en pacientes con enfermedad viral postnatal debido al riesgo de desarrollar el síndrome de Reye. La información acerca de las consecuencias a largo plazo en bebés y niños con enfermedad postnatal por el virus del Zika es limitada.

Lactancia

Se ha identificado virus del Zika en leche materna, pero no se han informado casos de bebés con infección por el virus del Zika asociada a la lactancia. Hay evidencia actual que sugiere que los beneficios de la lactancia materna superan el riesgo teórico de transmisión de la infección por el virus del Zika a través de la lactancia materna. Los CDC alientan a las madres con infección por el virus del Zika y a las madres que viven en áreas con transmisión actual del virus del Zika a que sigan amamantando a sus bebés.

Síndrome de Guillain-Barré

En general, el riesgo de SGB por cualquier causa parece incrementarse con la edad. Se han informado casos de SGB posteriores a una infección por el virus del Zika, aunque no se pudo establecer una relación causal. No queda clara la frecuencia con la que se han producido casos de SGB después de una infección por el virus del Zika en niños. Un informe de Brasil hace referencia a 6 pacientes de entre 2 y 57 años con síndromes neurológicos ((4 con SGB y 2 con encefalomielitis aguda diseminada) posteriores a una infección por el virus del Zika confirmada por resultados de laboratorio. Las muertes a causa de la infección por el virus del Zika parecen ser poco frecuentes a cualquier edad.

Este sitio web se actualiza constantemente; sin embargo, parte del contenido se presenta en inglés hasta que sea traducido.

ARRIBA