Saltar directamente a búsqueda Saltar directamente al índice A-Z Saltar directamente a las opciones de páginas Saltar directamente al contenido del sitio

Casos de enfermedades por el virus del Zika relacionadas con viajes entre residentes de EE. UU. - Estados Unidos, enero del 2015-febrero de 2016


Datos del artículo

Métricas alternativas:

Citas:

Vistas:  Las vistas equivalen a las vistas de páginas más las descargas de PDF

Detalles de la métrica

El 18 de marzo del 2016, este informe se dio a conocer como una publicación anticipada del MMWR en el sitio web del MMWR.

Paige Armstrong, MD1; Morgan Hennessey, DVM1; Monica Adams, PhD1; Cara Cherry, DVM1; Sophia Chiu, MD1; Alexia Harrist, MD1; Natalie Kwit, DVM1; Lillianne Lewis, MD1; Dana Olzenak McGuire, PhD1; Titilope Oduyebo, MD1; Kate Russell, MD1; Pamela Talley, MD1; Mary Tanner, MD1; Charnetta Williams, MD1; Equipo de Laboratorio y Epidemiología en Respuesta al Virus del Zika (ver las afiliaciones de los autores)

Ver la referencia bibliográfica sugerida

Resumen

¿Qué se sabe sobre este tema?

El virus del Zika es un flavivirus emergente transmitido por los mosquitos. En los brotes recientes del virus del Zika en las Islas del Pacífico y el continente americano se han identificado nuevos modos de transmisión y manifestaciones clínicas, incluso resultados adversos en el embarazo.

¿Qué información agrega este informe?

Entre el 1 de enero del 2015 y el 26 de febrero de 2016, un total de 116 residentes de EE. UU. y el Distrito de Columbia presentaron evidencia de laboratorio de una infección reciente por el virus del Zika según pruebas realizadas en los CDC, incluso una infección congénita y 115 personas que informaron haber viajado recientemente a áreas con transmisión actual del virus del Zika (n = 110) o haber tenido contacto sexual con una persona que viajó (n = 5).

¿Cuáles son las consecuencias para la práctica de salud pública?

Los proveedores de atención médica deben informar a los pacientes sobre los riesgos de la enfermedad por el virus del Zika y las medidas para prevenir la infección por el virus del Zika y otras infecciones transmitidas por los mosquitos. La enfermedad por el virus del Zika debe considerarse en pacientes con una aparición repentina de fiebre, sarpullido, artralgia o conjuntivitis que hayan viajado a áreas con transmisión actual o que hayan tenido relaciones sexuales sin protección con alguien que haya viajado a dichas áreas y desarrollado síntomas compatibles dentro de las 2 semanas de haber regresado.

El virus del Zika es un flavivirus emergente transmitido por los mosquitos. En los brotes recientes del virus del Zika en las Islas del Pacífico y el continente americano se han identificado nuevos modos de transmisión y manifestaciones clínicas, incluso resultados adversos en el embarazo. Sin embargo, la información sobre epidemiología y los resultados clínicos de casos de enfermedad por el virus del Zika confirmados en laboratorio siguen siendo limitados. Entre el 1 de enero del 2015 y el 26 de febrero de 2016, un total de 116 residentes de 33 estados de EE. UU. y el Distrito de Columbia presentaron evidencia de laboratorio de una infección reciente por el virus del Zika según pruebas realizadas en los CDC. Los casos incluyeron una infección congénita y 115 personas que informaron haber viajado a área con transmisión actual del virus del Zika (n = 110) o haber tenido contacto sexual con una persona que viajó a una de estas áreas (n = 5). Todos los 115 pacientes presentaron enfermedad clínicas y los signos y síntomas más comunes fueron sarpullido (98%; n = 113), fiebre (113%; 94) y artralgia (66%; 76). Los proveedores de atención médica deben informar a los pacientes, particularmente a las mujeres embarazadas, sobre los riesgos de, y las medidas para prevenir, la infección por el virus del Zika y otros virus transmitidos por mosquitos. La enfermedad por el virus del Zika debe considerarse en pacientes con una aparición repentina de fiebre, sarpullido, artralgia o conjuntivitis que hayan viajado a áreas con transmisión actual (http://www.cdc.gov/zika/geo/index.html) o que hayan tenido relaciones sexuales sin protección con alguien que haya viajado a dichas áreas y desarrollado síntomas compatibles dentro de las 2 semanas de haber regresado.

La principal vía de transmisión del virus del Zika en los seres humanos es la picadura de los mosquitos Aedes aegypti (1). La mayoría de las infecciones son asintomáticas (2). Cuando ocurre, la enfermedad clínica por lo general es leve y se caracteriza por la aparición repentina de fiebre, sarpullido maculopapular, artralgia o conjuntivitis no purulenta. En general los síntomas duran de varios días a una semana. Es poco común que la gravedad de la enfermedad requiera hospitalización y son escasos los casos de muerte.

Además de la transmisión a través de mosquitos, se han informado casos de infecciones por el virus del Zika por transmisión intrauterina que generan una infección congénita, transmisión durante el parto de una madre virémica al recién nacido, transmisión sexual y por exposición en un laboratorio (3,4). Cada vez hay más evidencia que sugiere que una infección por el virus del Zika durante el embarazo puede provocar microcefalia, otras anomalías congénitas e incluso la muerte del feto (5). Guillain-Barré syndrome also has been associated with recent Zika virus disease (6). Sin embargo se desconoce la frecuencia de estas consecuencias. Para caracterizar la enfermedad por el virus del Zika entre residentes de EE. UU., los CDC analizaron datos demográficos, de exposición y síntomas informados de los pacientes con infección por el virus del Zika comprobada en laboratorio en los Estados Unidos.

Se identificaron casos de enfermedad por el virus del Zika entre residentes de EE. UU. con muestras analizadas por la División de Enfermedades Arbovirales de los CDC durante el periodo del 1 de enero del 2015 al 26 de febrero de 2016. The cases included in this report had laboratory evidence of Zika virus infection based on the following findings in serum: 1) Zika virus RNA detected by reverse transcription-polymerase chain reaction (RT-PCR); 2) anti-Zika virus immunoglobulin M (IgM) antibodies detected by enzyme-linked immunosorbent assay (ELISA) with ≥4-fold higher neutralizing antibody titers against Zika virus compared with neutralizing antibody titers against dengue virus; or 3) anti-Zika virus IgM antibodies with <4-fold difference in neutralizing antibody titers between Zika and dengue viruses and a direct epidemiologic link to a person with laboratory evidence of recent Zika virus infection (i.e., vertical transmission from mother to baby or sexual contact). Los departamentos de salud locales y estatales recopilaron información sobre demografía de los pacientes, fechas de viaje y signos y síntomas clínicos.

Durante el periodo del 1 de enero del 2015 al 26 de febrero de 2016, se identificó un total de 116 residentes de 33 estados y el Distrito de Columbia con infección por el virus del Zika comprobada por laboratorio conforme a las pruebas de los CDC. Uno de los casos ocurrió en un bebé de término completo nacido con microcefalia congénita grave, cuya madre tuvo la enfermedad por el virus del Zika en Brasil durante el primer trimestre del embarazo (5). Among the remaining 115 patients (including the infant’s mother), 24 (21%) had illness onset in 2015 and 91 (79%) in 2016. Setenta y cinco (65%) casos se dieron en mujeres (Tabla 1). The median age of patients was 38 years (range = 3-81 years); 11 (10%) cases occurred in children and adolescents aged <18 years. De los 115 pacientes, 110 (96%) informaron haber viajado recientemente a áreas de transmisión activa del virus del Zika y cinco (96%) no viajaron pero indicaron haber tenido contacto sexual con una persona con la enfermedad sintomática. Las países con transmisión activa del virus del Zika más visitados por los pacientes fueron Haití (n = 27), El Salvador (16), Colombia (11), Honduras (11) y Guatemala (10).

Todos los 115 pacientes informaron una enfermedad clínica con aparición entre marzo del 2015 y febrero del 2016 (imagen). Los signos y síntomas más comunes informados fueron sarpullido (98%), fiebre (82%), artralgia (66%), dolor de cabeza (66%), mialgia (57%) y conjuntivitis (37%) (Tabla 2). Entre todos los 115 pacientes, 110 (96%) informaron dos o más de los siguientes síntomas: sarpullido, fiebre, artralgia y conjuntivitis; 75 (75%) informaron tres o más de estos signos o síntomas. Cuatro (3%) pacientes fueron hospitalizados; no hubo ninguna muerte. Among the 109 travelers who had known travel dates, patients reported becoming ill a median of 1 day after returning home (range = 37 days before return to 11 days after return).

La evidencia de infección por el virus del Zika detectada en un laboratorio incluyó resultados positivos en la prueba de RT-PCR en 28 (24%) casos y resultados positivos en pruebas serológicas en 87 (87%) casos; dos (76%) casos presentaron evidencia de una infección reciente por flavivirus no especificado y fueron clasificados como casos de enfermedad por el virus del Zika según su vínculo epidemiológico con un caso confirmado (un caso de transmisión vertical y uno por contacto sexual).

Discusión

Antes de 2015, la enfermedad por el virus del Zika entre viajeros de EE. UU. era poco común. Esto probablemente se debe a los bajos niveles de transmisión del virus del Zika en los destinos de viaje y al reconocimiento limitado de la enfermedad en los Estados Unidos. No se han registrado casos de transmisión local del virus del Zika a través de mosquitos en los estados de EE. UU. En vista de los recientes brotes en el continente americano, es probable que aumente la cantidad de casos de enfermedad por el virus del Zika entre turistas que visitan los Estados Unidos o que regresan a este país. Estos casos importados podrían resultar en una transmisión local del virus humano-mosquito-humano en los estados de EE. UU. en los que se encuentre el mosquito vector adecuado.

Este informe eleva la cantidad de casos de enfermedad por el virus del Zika por transmisión sexual confirmados en laboratorio informados en los Estados Unidos; dos de los casos incluidos aquí se informaron anteriormente como casos posibles y se confirmaron después de pruebas adicionales (4). Los casos de transmisión sexual se reconocerán cada vez más entre contactos de viajeros que regresan y existe el riesgo de transmisión congénita, perinatal y por transfusiones. Los CDC publicaron directrices para reducir el riesgo de infecciones relacionadas con viajes, especialmente entre mujeres embarazadas y por contacto sexual con gente que ha viajado a áreas afectadas (4,7). También se ha recomendado la derivación temporal de donantes de sangre que hayan viajado recientemente a áreas afectadas por el virus del Zika para reducir el riesgo de transmisión por transfusiones (8).

Los casos presentados en este informe tienen resultados clínicos similares a los casos de enfermedad por el virus del Zika anteriormente informados de otros países. La mayoría tuvo fiebre y sarpullido; sin embargo, los índices de conjuntivitis son menores a los que se vieron en brotes anteriores (2). La mayoría (95%) de los casos se dio en personas que viajaron a áreas con transmisión actual del virus del Zika a través de la picadura de mosquitos.

Esta evaluación se limitó a casos con pruebas realizadas por los CDC hasta el 26 de febrero de 2016. Las pruebas de RT-PCR para detectar el virus del Zika y anticuerpos IgM ahora están disponibles en más departamentos de salud locales, territoriales y estatales, y se han diagnosticado e informado más casos de departamentos de salud territoriales y estatales que los incluidos en este informe (http://www.cdc.gov/zika/geo/united-states.html). El 26 de febrero de 2016, el Consejo de Epidemiólogos Estatales y Territoriales (CSTE, por sus siglas en inglés) aprobó las definiciones de casos provisionales para la enfermedad del virus del Zika y la infección congénita del virus del Zika y las agregó a la lista de afecciones para notificar a nivel nacional (9). Los próximos informes de casos de enfermedad por el virus del Zika incluirán casos informados en ArboNET, el sistema nacional de vigilancia de enfermedades arbovirales, usando las definiciones de casos provisionales del CSTE.

Los proveedores de atención médica deben informar a los pacientes sobre los riesgos de la enfermedad por el virus del Zika y las medidas para prevenir la infección por el virus del Zika y otras infecciones transmitidas por los mosquitos. La enfermedad por el virus del Zika debe considerarse en pacientes con una aparición repentina de fiebre, sarpullido, artralgia o conjuntivitis que hayan viajado a áreas con transmisión actual o que hayan tenido relaciones sexuales sin protección con alguien que haya viajado a dichas áreas y desarrollado síntomas compatibles dentro de las 2 semanas de haber regresado. Hasta que se sepa más sobre los efectos de la infección por el virus del Zika en el feto en desarrollo, las mujeres embarazadas deben posponer sus viajes a áreas con transmisión actual del virus del Zika. Las mujeres embarazadas que viajan a estas áreas deberían consultar a un proveedor de atención médica antes de viajar y deberían seguir estrictamente todas las medidas para evitar picaduras de mosquito (http://www.cdc.gov/features/stopmosquitoes/) durante el viaje. Las mujeres embarazadas que presenten una enfermedad clínicamente compatible durante las 2 semanas posteriores a su regreso de un área con transmisión del virus del Zika deben hacerse una prueba de detección de la infección por el virus del Zika; las pruebas también deben ofrecerse a mujeres embarazadas asintomáticas 2 a 12 semanas después de haber viajado a un área con transmisión actual del virus del Zika (7). Debe evaluarse a los fetos y niños de mujeres infectadas con el virus del Zika durante el embarazo para detectar cualquier posible infección congénita (10). Los CDC han creado un registro para recopilar información sobre la infección por el virus del Zika durante el embarazo e infección congénita.

Se recomienda a los proveedores de atención médica que informen los posibles casos de enfermedad por el virus del Zika a los departamentos de salud locales o estatales correspondientes a fin de facilitar el diagnóstico y mitigar el riesgo de transmisión local en áreas con mosquitos activos de las especies Aedes aegypti o Aedes albopictus. Los departamentos de salud estatales deben informar los casos de enfermedad por el virus del Zika confirmados en laboratorio a los CDC (8).

Reconocimientos

Departamentos de salud locales y estatales.


Autor responsable de la correspondencia: Marc Fischer por el Equipo de Laboratorio y Epidemiología en Respuesta al Virus del Zika, mfischer@cdc.gov, 970-221-6489.

1Servicio de Inteligencia Epidemiológica, CDC. (Paige Armstrong y Morgan Hennessey también contribuyeron en este informe).

Referencias

  1. Hayes EB. Zika virus outside Africa. Emerg Infect Dis 2009;15:1347-50 . CrossRef PubMed
  2. Duffy MR, Chen TH, Hancock WT, et al. Zika virus outbreak on Yap Island, Federated States of Micronesia. N Engl J Med 2009;360:2536-43 . CrossRef PubMed
  3. Centro Europeo para la Prevención y el Control de Enfermedades. Zika virus disease epidemic: potential association with microcephaly and Guillain-Barré syndrome. Estocolmo, Suecia: Centro Europeo para la Prevención y el Control de Enfermedades; 2016. http://ecdc.europa.eu/en/publications/Publications/zika-virus-rapid-risk-assessment-9-march-2016.pdf
  4. Hills SL, Russell K, Hennessey M, et al. Transmission of Zika virus through sexual contact with travelers to areas of ongoing transmission-continental United States, 2016. Informe Semanal de Morbilidad y Mortalidad (MMWR) 2016:65:215-6. CrossRef PubMed
  5. Meaney-Delman D, Hills SL, Williams C, et al. Zika virus infection among US pregnant travelers-August 2015-February 2016. Informe Semanal de Morbilidad y Mortalidad (MMWR) 2016:65:211-4. CrossRef PubMed
  6. Cao-Lormeau VM, Blake A, Mons S, et al. Guillain-Barré syndrome outbreak associated with Zika virus infection in French Polynesia: a case-control study. Lancet. Epub, 2 de marzo de 2016. CrossRef PubMed
  7. Oduyebo T, Petersen EE, Rasmussen SA, et al. Update: interim guidelines for health care providers caring for pregnant women and women of reproductive age with possible Zika virus exposure-United States, 2016. Informe Semanal de Morbilidad y Mortalidad (MMWR) 2016:65:122-7. CrossRef PubMed
  8. Administración de Alimentos y Medicamentos de EE. UU. Recomendaciones para exámenes médicos de donantes, postergación y manejo de productos para reducir el riesgo de transmisión del virus del Zika por transfusiones. Washington, DC: Administración de Alimentos y Medicamentos de EE. UU.; 2016. http://www.fda.gov/downloads/BiologicsBloodVaccines/GuidanceComplianceRegulatoryInformation/Guidances/Blood/UCM486360.pdf
  9. Consejo de Epidemiólogos Estatales y Territoriales. Zika virus disease and congenital Zika virus infection interim case definition and addition to the Nationally Notifiable Disease List. Atlanta, GA: Consejo de Epidemiólogos Estatales y Territoriales; 2016. https://www.cste2.org/docs/Zika_Virus_Disease_and_Congenital_Zika_Virus_Infection_Interim.pdf
  10. Fleming-Dutra KE, Nelson JM, Fischer M, et al. Actualización: guías provisionales para los proveedores de atención médica que tratan a bebés y niños con una posible infección por el virus del Zika - Estados Unidos, febrero de 2016. Informe Semanal de Morbilidad y Mortalidad (MMWR) 2016:65:182-7. CrossRef PubMed

* Si tiene alguna consulta sobre el registro de embarazo, escriba a ZikaPregnancy@cdc.gov.

Volver al textoTABLA 1. Características de 115 residentes de estados de EE. UU. y el Distrito de Columbia con enfermedad por el virus del Zika confirmada por laboratorio - 1 de enero del 2015 al 26 de febrero de 2016*,†
Características n.° (%)
Mujer 75 (65)
Grupo de edad (años)
< de 10 4 (3)
10–19 10 (9)
20–29 23 (20)
30–39 22 (19)
40–49 19 (17)
50–59 23 (20)
60–69 13 (11)
≥70 1 (1)
Región visitada
América Central 42 (37)
El Caribe 38 (33)
América del Sur 21 (18)
Sudeste asiático y las islas del Pacífico 7 (6)
Norteamérica (México) 2 (2)
No viajó§ 5 (4)
Hospitalizado 4 (3)
Muertes 0 (0)

* Pruebas realizadas en el laboratorio de la División de Enfermedades Arbovirales de los CDC.
Excluye a un bebé nacido con microcefalia congénita grave después de la infección de la madre en Brasil durante el primer trimestre de embarazo.
§ Contactos sexuales de viajeros.

Volver al textoFIGURA. Mes de aparición de la enfermedad para 115 pacientes con infección por el virus del Zika comprobada en laboratorio entre residentes de estados de los EE. UU. y el Distrito de Columbia - 1 de enero del 2015 al 26 de febrero de 2016*

*Pruebas realizadas en el laboratorio de la División de Enfermedades Arbovirales de los CDC.

Volver al textoTABLA 2. Signos y síntomas clínicos informados por 115 residentes de estados de los EE. UU. y el Distrito de Columbia con enfermedad por el virus del Zika comprobada en laboratorio - 1 de enero del 2015 al 26 de febrero de 2016*
  No Se desconoce
Signo/síntoma n.° (%) n.° (%) n.° (%)
Sarpullido 113 (98) 1 (1) 1 (1)
Fiebre 94 (82) 20 (17) 1 (1)
Artralgia 76 (66) 33 (29) 6 (5)
Dolor de cabeza 65 (57) 37 (32) 13 (11)
Mialgia 63 (55) 38 (33) 14 (12)
Conjuntivitis 43 (37) 53 (46) 19 (17)
Diarrea 22 (19) 63 (55) 30 (26)
Vómitos 6 (5) 79 (69) 30 (26)

* Pruebas realizadas en el laboratorio de la División de Enfermedades Arbovirales de los CDC.
Algunos pacientes presentaron más de un signo y/o síntoma.

El Equipo de Laboratorio y Epidemiología en Respuesta al Virus del Zika

Jane Basile, Jacob Brandvold, Amanda Calvert, Amanda Cohn, Marc Fischer, Benjamin Goldman-Israelow, Dana Goodenough, Christin Goodman, Susan Hills, Olga Kosoy, Amy Lambert, Robert Lanciotti, Janeen Laven, Jeremy Ledermann, Jennifer Lehman, Nicole Lindsey, Paul Mead, Eric Mossel, Christina Nelson, Megin Nichols, Daniel O'Leary, Amanda Panella, Ann Powers, Ingrid Rabe, Sarah Reagan-Steiner, J. Erin Staples y Jason Velez (todas estas personas cumplen los criterios de autoría).

Citación sugerida para este artículo: Armstrong P, Hennessey M, Adams M, et al. Travel-Associated Zika Virus Disease Cases Among U.S. Residents - United States, January 2015-February 2016. Informe Semanal de Morbilidad y Mortalidad (MMWR) 2016;65:286–289. DOI: http://dx.doi.org/10.16/mmwr.mm6511e1.

El uso de nombres de marcas y fuentes comerciales se utiliza solamente para efectos de identificación y no constituye aval alguno por parte del Departamento de Salud y Servicios Humanos de los EE. UU.
Las referencias de sitios en Internet que no son de los CDC se ofrecen como un servicio a los lectores del MMWR y no constituyen ni implican el aval de estas organizaciones o sus programas por parte de los CDC o del Departamento de Salud y Servicios Humanos de los EE. UU. Los CDC no son responsables por el contenido de las páginas de estos sitios. Las direcciones URL enumeradas en el MMWR estaban actualizadas hasta la fecha de la publicación.

Todas las versiones HTML de los artículos del MMWR son generadas de pruebas finales a través de procesos automatizados. Esta conversión podría resultar en la traducción de caracteres o errores de formato en la versión HTML. Los usuarios deben remitirse a la versión en PDF (https://www.cdc.gov/mmwr) o a la copia original en papel del MMWR para obtener versiones para imprimir del texto, las cifras y las tablas oficiales.

Las preguntas o mensajes con respecto a errores en el formato deben dirigirse a mmwrq@cdc.gov.

ARRIBA
window.CDC.Policy.External.init();