Saltar directamente a búsqueda Saltar directamente al índice A-Z Saltar directamente a navegación Saltar directamente a las opciones de páginas Saltar directamente al contenido del sitio

Consideraciones de los CDC relacionadas con el uso de zanamivir intravenoso en fase de investigación, para la temporada de influenza 2016-2017

Esta página brinda directrices específicas para el uso de zanamivir intravenoso, pero no para el uso del peramivir intravenoso aprobado por la FDA. Consulte el resumen actual de recomendaciones sobre el uso de medicamentos antivirales para la influenza dirigido a la práctica médica en Resumen para médicos sobre medicamentos antivirales para la influenza y una lista de referencias relacionadas en Referencias de las pautas sobre antivirales.

Las fórmulas intravenosas (IV) han sido desarrolladas para tres medicamentos inhibidores de la neuraminidasa (oseltamivir, peramivir y zanamivir). En este momento, el oseltamivir intravenoso no está disponible por medio de ensayos clínicos, uso restringido o Autorización de Uso de Emergencia (EUA, por sus siglas en inglés). La FDA aprobó el peramivir (Rapivab®) en su fórmula intravenosa y su uso se resumen en Medicamentos antivirales para la influenza: resumen para médicos.

Zanamivir IV: Antecedentes e indicaciones clínicas

El zanamivir es un medicamento antiviral inhibidor de la neuraminidasa que tiene el mismo mecanismo de acción que el oseltamivir y peramivir. La FDA aprobó el zanamivir en su fórmula de polvo seco para inhalación (Relenza®) que se administra a través de un dispositivo Diskhaler y su uso se resume en Medicamentos antivirales para la influenza: resumen para médicos.

La solución acuosa de zanamivir intravenoso es un producto para uso en investigaciones disponible únicamente con previa inscripción en un ensayo clínico en curso o bajo una solicitud de nuevos medicamentos para emergencias en etapas de investigación (EIND, por sus siglas en inglés) ante el fabricante para usar en adultos y niños hospitalizados con influenza grave.

  • Durante la temporada de influenza 2014-2015, el 98.4% de los virus H1N1 2009 analizados para la vigilancia eran susceptibles al oseltamivir y peramivir mientras que el 100% de los virus H1N1 2009 analizados eran susceptibles al zanamivir. Durante la temporada de influenza anterior (2013-2014), el 98.2% de los virus H1N1 2009 analizados para la vigilancia eran susceptibles al oseltamivir mientras que el 100% de los virus H1N1 2009 analizados eran susceptibles al zanamivir.
  • En este momento se está realizando una mejor vigilancia de los virus H1N1 2009 resistentes al oseltamivir.1 Si bien hasta ahora la resistencia al oseltamivir y peramivir entre los virus de la influenza que circulan en los Estados Unidos es baja, la resistencia a estos dos medicamentos puede surgir durante o después del tratamiento con alguno de estos agentes en ciertos pacientes con diseminación prolongada del virus de la influenza (por ej., pacientes gravemente inmunosuprimidos como lo son los receptores de trasplantes de células madre hematopoyéticas) [1-3]. (Nguyen, 2012). Hasta ahora, la mayoría de los virus H1N1 resistentes al oseltamivir y peramivir siguen demostrando ser susceptibles al zanamivir en las pruebas de laboratorio [4-6].
  • En los ensayos clínicos de los inhibidores de la neuraminidasa aprobados (oseltamivir en su fórmula oral, zanamivir en polvo seco para inhalación y peramivir intravenoso) se ha observado cierta disminución en el tiempo medio hasta que los síntomas comienzan a mejorar cuando se los usa para el tratamiento de la influenza grave sin complicaciones en personas sanas [7-16]. (Kohno, 2010). Los CDC han publicado las siguientes recomendaciones para otros usos teniendo en cuenta los datos de observación [17-29] y la opinión de expertos.
  • No se han determinado la eficacia ni la seguridad del zanamivir IV para el tratamiento de pacientes hospitalizados a causa de influenza grave, pero en este momento están siendo evaluadas en ensayos clínicos.
  • Dado a las limitadas alternativas, los CDC recomiendan que uso del zanamivir IV en investigaciones puede ser considerado para pacientes con enfermedad grave a causa de infección por el virus H1N1 2009 resistente al oseltamivir (Resistencia de los medicamentos antivirales entre los virus de la influenza) [30-32].
  • Los CDC recomiendan el tratamiento con oseltamivir oral en pacientes hospitalizados y en pacientes que padecen una enfermedad grave o complicada. Existe información limitada que sugiere que el oseltamivir administrado por vía oral o nasogástrica, por lo general, es bien absorbido en pacientes con influenza grave, incluidos aquellos pacientes en unidades de cuidados intensivos, en terapia de reemplazo renal continua o en oxigenación por membrana extracorporal [33-41]. Ha habido muy pocos informes de pacientes con presunta disminución en la absorción del oseltamivir oral debido a motilidad gástrica disminuida o sangrado gastrointestinal [35, 40].
  • Se puede considerar el uso de zanamivir intravenoso en fase de investigación o peramivir intravenoso en pacientes que no toleran o no absorben el oseltamivir oral por estasis gástrica posible o confirmada, absorción incorrecta o sangrado gastrointestinal. Si se utiliza el peramivir intravenoso para tratar a pacientes hospitalizados, el tratamiento debería hacerse durante al menos 5 días (no solo una dosis como se recomienda a pacientes ambulatorios con enfermedad sin complicaciones).
  • Un ensayo clínico de fase II que evalúa la efectividad del tratamiento con zanamivir IV en pacientes hospitalizados con influenza grave y un ensayo clínico de fase III que compara la efectividad del tratamiento con zanamivir IV con el tratamiento con oseltamivir oral en pacientes adultos hospitalizados con influenza que completaron la inscripción. Los resultados preliminares pueden verse en el Registro de Ensayos Clínicos de GSK en los siguientes enlaces:
    • Ensayo clínico de fase II (NAI113678)
    • Ensayo clínico de fase III (NAI114373)
    • En este momento, no hay pruebas que indiquen que la fórmula intravenosa de un inhibidor de la neuraminidasa es más efectiva que el oseltamivir oral, en especial cuando la absorción y la resistencia al oseltamivir no son motivos de preocupación.
  • Por lo general, los ensayos clínicos controlados de oseltamivir oral y zanamivir en polvo seco para inhalación inscriben a pacientes con influenza grave sin complicaciones dentro de los 2 días del inicio de la enfermedad. Todos los medicamentos inhibidores de la neuraminidasa tienen un mejor resultado cuando se los administra de forma temprana. Si bien generalmente se espera que el tratamiento sea más efectivo si se lo inicia dentro de los 2 días del comienzo de la enfermedad [7-22, 24, 27-29, 42-47], algunos estudios indican que incluso pueden verse beneficios si se comienza hasta 4 o 5 días después de la aparición de la enfermedad [22, 23, 25, 26, 28, 48-55]. Sin embargo, la demora en el inicio del tratamiento puede tener como resultado una disminución en la efectividad.
  • No se debería administrar a la vez más de un inhibidor de la neuraminidasa, ya sea en sus fórmulas para inhalación o intravenosa [56].
  • Por falta de información, no se recomienda el uso de zanamivir para inhalación (Relenza®) en pacientes con influenza grave. La fórmula en polvo seco para inhalación del zanamivir (Relenza en polvo para inhalación) no debe convertirse en una solución extemporánea para administrarse por nebulización o ventilación mecánica [57, 58]. El polvo para inhalación Relenza solo debe administrarse utilizando el dispositivo proporcionado.

 Arriba

Cómo enviar una solicitud de Zanamivir IV para un IND de emergencia

Puede presentar una solicitud para usar zanamivir IV como EIND contactando al servicio de ayuda en asistencia clínica de GSK por correo electrónico (gskclinicalsupportHD@gsk.com) o llamando al 1-877-626-8019 o al 1-866-341-9160. Disponible los 7 días de la semana, las 24 horas del día, incluso en días feriados. El servicio de ayuda en asistencia clínica de GSK le brindará información e instrucciones sobre la obtención del zanamivir IV (es decir, el proceso de EIND) y la Solicitud para el formulario de información del paciente que se debe completar para que la FDA evalúe si el médico desea solicitar un EIND.

No es necesario completar el papeleo del EIND antes de ponerse en contacto con la FDA puesto que el médico solicitante primero debe comunicarse con GSK y luego con la FDA lo antes posible. Para comunicarse con la FDA:

  • Durante el horario de atención normal (de 8:00 a.m. a 4:30 p.m., hora del este), llame a DAVP al 301-796-1500 o envíe un correo electrónico a DAVPEINDREQUEST@fda.hhs.gov.
  • Después del horario de atención normal (los días de semana después de las 4:30 p.m. o antes de las 8:00 a.m., hora del este; fines de semana y feriados), comuníquese con el coordinador de emergencias de la FDA al 1-866-300-4374 o 301-796-8240 o con el coordinador de emergencias del CDER al 301-796-9900.

1 Un subgrupo de virus de la influenza recogidos para vigilancia nacional y otras muestras de los laboratorios de salud pública y académicos se analizan para ver cuál es su resistencia a los inhibidores de la neuraminidasa y, luego los resultados se informarán a los CDC. Esta información está publicada en la sección sobre resistencia antiviral del informe FluView.   Las pruebas a las q se someten los virus resistentes a los antivirales en los CDC pueden solicitarse a través de los laboratorios estatales.

 Arriba

Referencias

Las referencias en el texto que aparecen en esta página pueden encontrarse en las Referencias de las directrices sobre antivirales.

  1. Hurt AC, Chotpitayasunondh T, Cox NJ, et al. Antiviral resistance during the 2009 influenza A H1N1 pandemic: public health, laboratory, and clinical perspectives. The Lancet infectious diseases 2012; 12(3): 240-8.
  2. Renaud C, Kuypers J, Englund JA. Resistencia al oseltamivir emergente en influenza estacional y pandémica A/H1N1. Journal of clinical virology: la publicación oficial de la Sociedad Panamericana de Virología Clínica2011; 52(2): 70-8.
  3. Centros para el Control y la Prevención de Enfermedades. Contagio del virus de la nueva influenza A (H1N1) resistente a Oseltamivir en dos pacientes inmunodeprimidos - Seattle, Washington, 2009. Informe Semanal de Morbilidad y Mortalidad (MMWR) 2009; 58(32): 893-6.
  4. Gubareva LV, Trujillo AA, Okomo-Adhiambo M, et al. Comprehensive assessment of 2009 pandemic influenza A (H1N1) virus drug susceptibility in vitro. Terapia antiviral 2010; 15(8): 1151-9.
  5. Nguyen HT, Sheu TG, Mishin VP, Klimov AI, Gubareva LV. Evaluación de la susceptibilidad del virus de la influenza pandémica y estacional A (H1N1) a los inhibidores de la neuraminidasa en tres ensayos de la inhibición de la actividad enzimática. Agentes antimicrobianos y quimioterapia 2010; 54(9): 3671-7.
  6. Fiore AE, Fry A, Shay D, et al. Antiviral agents for the treatment and chemoprophylaxis of influenza --- recommendations of the Advisory Committee on Immunization Practices (ACIP). Recomendaciones e informes de MMWR: Informe Semanal de Morbilidad y Mortalidad Recomendaciones e informes / Centros para el Control de Enfermedades 2011; 60(1): 1-24.
  7. Hayden FG, Osterhaus AD, Treanor JJ, et al. Efficacy and safety of the neuraminidase inhibitor zanamivir in the treatment of influenzavirus infections. GG167 Influenza Study Group. The New England journal of medicine 1997; 337(13): 874-80.
  8. Randomised trial of efficacy and safety of inhaled zanamivir in treatment of influenza A and B virus infections. The MIST (Gestión de la influenza en los autores de ensayos hemisferio sur) Study Group. Lancet 1998; 352(9144): 1877-81.
  9. Monto AS, Fleming DM, Henry D, et al. Efficacy and safety of the neuraminidase inhibitor zanamivirin the treatment of influenza A and B virus infections. The Journal of infectious diseases 1999; 180(2): 254-61.
  10. Monto AS, Webster A, Keene O. Randomized, placebo-controlled studies of inhaled zanamivir in the treatment of influenza A and B: pooled efficacy analysis. The Journal of antimicrobial chemotherapy 1999; 44 Suppl B: 23-9.
  11. Hedrick JA, Barzilai A, Behre U, et al. Zanamivir for treatment of symptomatic influenza A and B infection in children five to twelve years of age: a randomized controlled trial. The Pediatric infectious disease journal 2000; 19(5): 410-7.
  12. Nicholson KG, Aoki FY, Osterhaus AD, et al. Efficacy and safety of oseltamivir in treatment of acute influenza: a randomised controlled trial. Neuraminidase Inhibitor Flu Treatment Investigator Group. Lancet 2000; 355(9218): 1845-50.
  13. Treanor JJ, Hayden FG, Vrooman PS, et al. Efficacy and safety of the oral neuraminidase inhibitor oseltamivir in treating acute influenza: a randomized controlled trial. US Oral Neuraminidase Study Group. JAMA : the journal of the American Medical Association 2000; 283(8): 1016-24.
  14. Whitley RJ, Hayden FG, Reisinger KS, et al. Oral oseltamivir treatment of influenza in children. The Pediatric infectious disease journal 2001; 20(2): 127-33.
  15. Heinonen S, Silvennoinen H, Lehtinen P, et al. Early oseltamivir treatment of influenza in children 1-3 years of age: a randomized controlled trial. Enfermedades infecciosas: una publicación oficial de la Sociedad Estadounidense de Enfermedades Infecciosas 2010; 51(8): 887-94.
  16. Hayden FG, Treanor JJ, Fritz RS, et al. Use of the oral neuraminidase inhibitor oseltamivir in experimental human influenza: randomized controlled trials for prevention and treatment. JAMA : the journal of the American Medical Association 1999; 282(13): 1240-6.
  17. Hernan MA, Lipsitch M. Oseltamivir and risk of lower respiratory tract complications in patients with flu symptoms: a meta-analysis of eleven randomized clinical trials. Enfermedades infecciosas: una publicación oficial de la Sociedad Estadounidense de Enfermedades Infecciosas 2011; 53(3): 277-9.
  18. Hiba V, Chowers M, Levi-Vinograd I, Rubinovitch B, Leibovici L, Paul M. Benefit of early treatment with oseltamivir in hospitalized patients with documented 2009 influenza A (H1N1): retrospective cohort study. The Journal of antimicrobial chemotherapy 2011; 66(5): 1150-5.
  19. Hsu J, Santesso N, Mustafa R, et al. Antivirals for treatment of influenza: a systematic review and meta-analysis of observational studies. Anales de medicina interna 2012; 156(7): 512-24.
  20. Jain S, Kamimoto L, Bramley AM, et al. Hospitalized patients with 2009 H1N1 influenza in the United States, abril-junio 2009. The New England journal of medicine 2009; 361(20): 1935-44.
  21. Lalezari J, Campion K, Keene O, Silagy C. Zanamivir for the treatment of influenza A and B infection in high-risk patients: a pooled analysis of randomized controlled trials. Archivos de medicina interna 2001; 161(2): 212-7.
  22. Louie JK, Yang S, Acosta M, et al. Treatment with neuraminidase inhibitors for critically ill patients with influenza A (H1N1)pdm09. Enfermedades infecciosas: una publicación oficial de la Sociedad Estadounidense de Enfermedades Infecciosas 2012; 55(9): 1198-204.
  23. Louie JK, Yang S, Samuel MC, Uyeki TM, Schechter R. Inhibidores de la neuraminidasa para niños gravemente enfermos de influenza. Pediatría 2013; 132(6): e1539-45.
  24. Muthuri SG, Myles PR, Venkatesan S, Leonardi-Bee J, Nguyen-Van-Tam JS. Impact of neuraminidase inhibitor treatment on outcomes of public health importance during the 2009-2010 influenza A(H1N1) pandemic: a systematic review and meta-analysis in hospitalized patients. The Journal of infectious diseases 2013; 207(4): 553-63.
  25. Lee N, Cockram CS, Chan PK, Hui DS, Choi KW, Sung JJ. Antiviral treatment for patients hospitalized with severe influenza infection may affect clinical outcomes. Enfermedades infecciosas: una publicación oficial de la Sociedad Estadounidense de Enfermedades Infecciosas 2008; 46(8): 1323-4.
  26. McGeer A, Green KA, Plevneshi A, et al. Antiviral therapy and outcomes of influenza requiring hospitalization in Ontario, Canada. Enfermedades infecciosas: una publicación oficial de la Sociedad Estadounidense de Enfermedades Infecciosas 2007; 45(12): 1568-75.
  27. Rodriguez A, Diaz E, Martin-Loeches I, et al. Impact of early oseltamivir treatment on outcome in critically ill patients with 2009 pandemic influenza A. The Journal of antimicrobial chemotherapy 2011; 66(5): 1140-9.
  28. Siston AM, Rasmussen SA, Honein MA, et al. Pandemic 2009 influenza A(H1N1) virus illness among pregnant women in the United States. JAMA : the journal of the American Medical Association 2010; 303(15): 1517-25.
  29. Yu H, Feng Z, Uyeki TM, et al. Risk factors for severe illness with 2009 pandemic influenza A (H1N1) virus infection in China. Clinical infectious diseases : an official publication of the Infectious Diseases Society of America 2011; 52(4): 457-65.
  30. Dulek DE, Williams JV, Creech CB, et al. Use of intravenous zanamivir after development of oseltamivir resistance in a critically Ill immunosuppressed child infected with 2009 pandemic influenza A (H1N1) virus. Enfermedades infecciosas: una publicación oficial de la Sociedad Estadounidense de Enfermedades Infecciosas 2010; 50(11): 1493-6.
  31. Gaur AH, Bagga B, Barman S, et al. Intravenous zanamivir for oseltamivir-resistant 2009 H1N1 influenza. The New England journal of medicine 2010; 362(1): 88-9.
  32. Writing Committee of the WHOCoCAoPI, Bautista E, Chotpitayasunondh T, et al. Clinical aspects of pandemic 2009 influenza A (H1N1) virus infection. The New England journal of medicine 2010; 362(18): 1708-19.
  33. Ariano RE, Sitar DS, Zelenitsky SA, et al. Enteric absorption and pharmacokinetics of oseltamivir in critically ill patients with pandemic (H1N1) influenza. CMAJ : Canadian Medical Association journal = journal de l'Association medicale canadienne 2010; 182(4): 357-63.
  34. Eyler RF, Heung M, Pleva M, et al. Pharmacokinetics of oseltamivir and oseltamivir carboxylate in critically ill patients receiving continuous venovenous hemodialysis and/or extracorporeal membrane oxygenation. Farmacoterapia 2012; 32(12): 1061-9.
  35. Eyler RF, Klein KC, Mueller BA. La farmacocinética de oseltamivir y oseltamivir carboxilato en un niño con enfermedad grave que recibe oxigenación por membrana extracorporal y hemodiálisis venovenosa continua. The journal of pediatric pharmacology and therapeutics: JPPT: el diario oficial de PPAG 2012; 17(2): 173-6.
  36. Giraud C, Manceau S, Oualha M, et al. High levels and safety of oseltamivir carboxylate plasma concentrations after nasogastric administration in critically ill children in a pediatric intensive care unit. Agentes antimicrobianos y quimioterapia 2011; 55(1): 433-5.
  37. Kromdijk W, Sikma MA, van den Broek MP, Beijnen JH, Huitema AD, de Lange DW. Farmacocinética de oseltamivir carboxilato en pacientes con enfermedad grave: cada paciente es único. Medicina de cuidado intensivo 2013; 39(5): 977-8.
  38. Lemaitre F, Luyt CE, Roullet-Renoleau F, et al. Impact of extracorporeal membrane oxygenation and continuous venovenous hemodiafiltration on the pharmacokinetics of oseltamivir carboxylate in critically ill patients with pandemic (H1N1) influenza. Monitoreo de medicamentos terapéuticos 2012; 34(2): 171-5.
  39. Mulla H, Peek GJ, Harvey C, Westrope C, Kidy Z, Ramaiah R. Farmacocinética de Oseltamivir en adultos con enfermedad grave que reciben oxigenación por membrana extracorporal. Anestesia y cuidado intensivo 2013; 41(1): 66-73.
  40. Wildschut ED, de Hoog M, Ahsman MJ, Tibboel D, Osterhaus AD, Fraaij PL. Concentraciones plasmáticas de oseltamivir and oseltamivir carboxilato en niños con enfermedad grave con soporte de oxigenación por membrana extracorporal. PloS one 2010; 5(6): e10938.
  41. Taylor WR, Thinh BN, Anh GT, et al. Oseltamivir is adequately absorbed following nasogastric administration to adult patients with severe H5N1 influenza. PloS one 2008; 3(10): e3410.
  42. Cowling BJ, Chan KH, Fang VJ, et al. Comparative epidemiology of pandemic and seasonal influenza A in households. The New England journal of medicine 2010; 362(23): 2175-84.
  43. Hayden FG, Fritz R, Lobo MC, Alvord W, Strober W, Straus SE. Local and systemic cytokine responses during experimental human influenza A virus infection. Relation to symptom formation and host defense. The Journal of clinical investigation 1998; 101(3): 643-9.
  44. Sato M, Hosoya M, Kato K, Suzuki H. Viral shedding in children with influenza virus infections treated with neuraminidase inhibitors. The Pediatric infectious disease journal 2005; 24(10): 931-2.
  45. Yu H, Liao Q, Yuan Y, et al. Effectiveness of oseltamivir on disease progression and viral RNA shedding in patients with mild pandemic 2009 influenza A H1N1: opportunistic retrospective study of medical charts in China. Bmj 2010; 341: c4779.
  46. Chemaly RF, Vigil KJ, Saad M, et al. A multicenter study of pandemic influenza A (H1N1) infection in patients with solid tumors in 3 countries: early therapy improves outcomes. Cáncer 2012; 118(18): 4627-33.
  47. Kumar A. Early versus late oseltamivir treatment in severely ill patients with 2009 pandemic influenza A (H1N1): speed is life. The Journal of antimicrobial chemotherapy 2011; 66(5): 959-63.
  48. Chemaly RF, Torres HA, Aguilera EA, et al. Neuraminidase inhibitors improve outcome of patients with leukemia and influenza: an observational study. Enfermedades infecciosas: una publicación oficial de la Sociedad Estadounidense de Enfermedades Infecciosas 2007; 44(7): 964-7.
  49. Choi SM, Boudreault AA, Xie H, Englund JA, Corey L, Boeckh M. Differences in clinical outcomes after 2009 influenza A/H1N1 and seasonal influenza among hematopoietic cell transplant recipients. Sangre 2011; 117(19): 5050-6.
  50. Kumar D, Michaels MG, Morris MI, et al. Outcomes from pandemic influenza A H1N1 infection in recipients of solid-organ transplants: a multicentre cohort study. The Lancet infectious diseases 2010; 10(8): 521-6.
  51. Lee EH, Wu C, Lee EU, et al. Fatalities associated with the 2009 H1N1 influenza A virus in New York city. Enfermedades infecciosas: una publicación oficial de la Sociedad Estadounidense de Enfermedades Infecciosas 2010; 50(11): 1498-504.
  52. Lee N, Choi KW, Chan PK, et al. Outcomes of adults hospitalised with severe influenza. Tórax 2010; 65(6): 510-5.
  53. Fry AM, Goswami D, Nahar K, et al. Efficacy of oseltamivir treatment started within 5 days of symptom onset to reduce influenza illness duration and virus shedding in an urban setting in Bangladesh: a randomised placebo-controlled trial. The Lancet infectious diseases 2013.
  54. Coffin SE, Leckerman K, Keren R, Hall M, Localio R, Zaoutis TE. El oseltamivir acorta el periodo de hospitalización de niños con influenza estacional grave: un estudio de cohorte retrospectivo. The Pediatric infectious disease journal 2011; 30(11): 962-6.
  55. Eriksson CO, Graham DA, Uyeki TM, Randolph AG. Factores de riesgo de la ventilación mecánica en niños estadounidenses hospitalizados a causa de la influenza estacional y la influenza pandémica A 2009*. Pediatric critical care medicine: un diario de la Sociedad de Cuidados Intensivos Pediátricos y la Federación Mundial de Sociedades de Cuidados Críticos e Intensivos 2012; 13(6): 625-31.
  56. Duval X, van der Werf S, Blanchon T, et al. Efficacy of oseltamivir-zanamivir combination compared to each monotherapy for seasonal influenza: a randomized placebo-controlled trial. Medicina PLoS 2010; 7(11): e1000362.
  57. Kiatboonsri S, Kiatboonsri C, Theerawit P. Eventos respiratorios mortales a causa del zanamivir administrado a través de un nebulizador. Clinical infectious diseases: una publicación oficial de la Sociedad Estadounidense de Enfermedades Infecciosas 2010; 50(4): 620.
  58. Steel HM, Peppercorn AF. Eventos respiratorios mortales a causa del zanamivir administrado a través de un nebulizador. Clinical infectious diseases: una publicación oficial de la Sociedad Estadounidense de Enfermedades Infecciosas 2010; 51(1): 121.
 Arriba

Descargo de responsabilidad: Es posible que en este sitio encuentre algunos enlaces que le lleven a contenido disponible sólo en inglés. Además, el contenido que se ha traducido del inglés se actualiza a menudo, lo cual puede causar la aparición temporal de algunas partes en ese idioma hasta que se termine de traducir (generalmente en 24 horas). Llame al 1-800-CDC-INFO si tiene preguntas sobre la influenza estacional, cuyas respuestas no ha encontrado en este sitio. Agradecemos su paciencia.

Arriba