Saltar directamente a búsqueda Saltar directamente al índice A-Z Saltar directamente a navegación Saltar directamente a las opciones de páginas Saltar directamente al contenido del sitio

Actualización - Brotes de influenza aviar A H5 en aves domésticas y silvestres de los EE. UU.: implicaciones en la salud humana

Este sitio web está archivado para fines históricos y ya no se le realizan mantenimiento ni actualizaciones.

20 de marzo del 2015 - Los brotes actuales de virus H20 de la forma altamente patógena de la influenza aviar (HPAI) detectados en las aves domésticas y silvestres de los EE. UU. tienen el potencial de provocar infecciones en los seres humanos, según los Centros para el Control y la Prevención de Enfermedades (CDC, por sus siglas en inglés). Si bien, en este momento, no se han informado infecciones en seres humanos con estos virus en particular, y además de que los CDC creen que el riesgo de infecciones en seres humanos es bajo, virus H5 similares han causado infecciones en humanos en otras partes del mundo y es posible que ocurran infecciones en humanos asociadas a estos virus en los EE. UU. La mayoría de las infecciones en seres humanos con virus HPAI similares detectadas en otros países han ocurrido tras el contacto cercano y prolongado con aves infectadas. Los CDC han publicado directrices de salud pública para el análisis del virus H5 HPAI (pruebas) y para los medicamentos preventivos para personas expuestas a estos virus; y además ofrecen precauciones generales para el público.

En diciembre de 2014, el Departamento de Agricultura de los Estados Unidos (USDA) detectó por primera vez los virus H5 HPAI en las aves silvestres en el estado de Washington. Se informaron infecciones adicionales con los virus H5N2 HPAI, H5N8 y un virus realineado H5N1 recientemente identificado en aves domésticas y silvestres en los estados occidentales, en la llamada ruta de migración del Pacífico. Hay cuatro rutas de migración del Pacífico en los Estados Unidos [327 KB, 6 páginas]: el Pacífico, Central, Misisipi y el Atlántico. En marzo de 2015, el USDA confirmó la detección de virus H5 HPAI en pavos comerciales en la ruta de "Misisipi" (Minesota, Misuri y Arkansas) y en aves de corral en patios en la ruta "central" (Kansas).

La influenza aviar (influenza aviar) es una enfermedad viral de las aves. Las aves acuáticas y costeras migratorias son los hospedadores animales de estos virus y pueden transportar los virus de la influenza aviar sin mostrar ningún signo de enfermedad. Los virus de la influenza se clasifican además en "de baja incidencia patógena" o "altamente patógenos" según sus características moleculares y la gravedad de la enfermedad que provocan en los pollos en el ámbito de un laboratorio. Los virus HPAI pueden enfermar gravemente a las aves de corral y causarles la muerte. Aunque se han producido infecciones en seres humanos con los virus LPAI y HPAI con síntomas cuya gravedad oscila de moderada (por ej., conjuntivitis o enfermedad similar a la influenza moderada) a grave (por ej., neumonía, falla multiorgánica e incluso la muerte) son poco frecuentes.

Evaluación de riesgos de los CDC

La mayoría de las infecciones en seres humanos con los virus de la influenza aviar (incluidos los virus H5 HPAI de origen asiático y el virus H7N9 LPAI en China) han sido detectadas en personas con contacto directo o cercano con aves infectadas. Pocas veces se ha detectado contagio limitado de persona a persona, luego de contacto muy cercano y prolongado con una persona enferma. No se han registrado casos de contagio de influenza aviar entre personas.

Los CDC consideran que en este momento es bajo el riesgo que corren las personas a raíz de las infecciones con el virus H5 HPAI en aves y aves de corral en los EE. UU. puesto que las infecciones con los virus de la influenza aviar son poco comunes y, además, cuando han ocurrido, estos virus no se han diseminado fácilmente a otras personas. Sin embargo, es posible que en algún momento se detecten infecciones en seres humanos con los virus HPAI asociados a estos brotes registrados en las aves.

El Departamento del Interior de los EE. UU. y el USDA son los departamentos federales líderes en lo que respecta a la investigación y el control de brotes en las aves silvestres; y además el Servicio de Inspección Sanitaria de Animales y Plantas (APHIS) del USDA es la agencia principal que se dedica a dichas actividades en aves domésticas. Los CDC están en comunicación con los departamentos de salud estatales y coordinan con ellos las medidas de salud humana adecuadas, y además trabajan con colegas de sanidad animal para evaluar y minimizar el riesgo en la salud pública.

Recomendaciones de los CDC

Como medida de precaución general, las personas deberían evitar el contacto con aves silvestres y aves de corral domésticas posiblemente infectadas, limitarse a observar las aves silvestres desde lejos, evitar el contacto con aves domésticas (aves de corral) muertas o que al parecer están enfermas, y evitar el contacto con cualquier superficie que parezca estar contaminada con heces de aves silvestres o domésticas.

Los CDC recomiendan que las personas que han tenido contacto con aves infectadas controlen su salud observando posibles síntomas. Se les puede administrar medicamentos antivirales contra la influenza a modo de prevención a las personas que han tenido contacto con aves infectadas. Los virus H5 HPAI detectados en el país y que han sido analizados en los CDC son susceptibles a los medicamentos antivirales recomendados: oseltamivir, zanamivir y peramivir. Aunque los medicamentos antivirales suelen utilizarse para tratar la influenza también pueden utilizarse para prevenir infecciones en una persona que ha estado expuesta a los virus de la influenza. Cuando se los utiliza para prevenir la influenza estacional, los medicamentos antivirales tienen una efectividad del 70% al 90%. Los proveedores de atención médica que evalúan a pacientes con posible infección con el virus H5 HPAI deberían enviar informes a sus departamentos de salud locales o estatales, quienes, a su vez, deben notificar a los CDC. En este momento, la agencia está brindando directrices caso por caso.

No existe evidencia de que algún caso de influenza aviar en seres humanos se haya adquirido por consumir productos derivados de aves de corral cocidas en forma adecuada. La industria avícola de los EE. UU. posee rigurosas normas de salud y seguridad que incluyen el monitoreo de rutina de la influenza aviar. Es seguro comer aves de corral cocidas y manipuladas adecuadamente. (Para obtener directrices sobre la manipulación y la cocción de aves de corral y aves de caza, visite el sitio web del Servicio de Inocuidad e Inspección de los Alimentos del USDA)

Dada la posibilidad que tienen los virus de la influenza aviar A de cambiar y adquirir la capacidad de diseminarse entre las personas, el monitoreo de las infecciones en seres humanos y el contagio de persona a persona es extremadamente importante para la salud pública. El gobierno de los EE. UU. apoya las actividades de vigilancia a nivel internacional de los virus de la influenza con potencial pandémico. Los CDC están siguiendo de cerca la situación del virus H5 HPAI en el país y están coordinando con los socios.

Medidas de preparación rutinarias

Los CDC toman acciones de preparación de rutina cada vez que se identifica un nuevo virus que supone una posible pandemia. Los CDC han recibido dos muestras del virus H5 HPAI obtenidas en el país (por ej., H5N8 y H5N2) y están analizando estos virus. Además de la susceptibilidad antiviral, la agencia está realizando análisis genéticos para detectar identificadores genéticos que podrían estar asociados a una mayor gravedad de la enfermedad, transmisibilidad u otras características. También se están realizando estudios en ratones y hurones para evaluar la transmisibilidad de estos virus y la gravedad de la enfermedad que ocasionan en los animales. Además, la agencia estudiará si la vacuna contra el virus H5N1 existente en la Reserva Nacional Estratégica podría proteger contra cualquiera de los virus H5 HPAI que se han detectado en los Estados Unidos y también creará virus candidatos para la vacuna que sean específicos para los nuevos virus H5 que podrían utilizarse para fabricar la vacuna, en caso de que se necesite una. La información que se obtenga de estos estudios actualizará aún más la evaluación de riesgo de la agencia.

# # #

Antecedentes de los virus H5N8 HPAI, H5N2 y H5N1 recientemente detectados

Los virus H5N8 HPAI detectados en los Estados Unidos son similares a los virus que se informaron por primera vez en granjas de patos en China durante la temporada 2009-2010. Durante 2014, se detectaron virus H5N8 HPAI similares en aves silvestres y aves de corral en Corea y Japón. En noviembre del 2014, se informó acerca de la presencia del virus H5N8 HPAI en aves de corral y aves silvestres en Inglaterra, los Países Bajos, Alemania e Italia. No se han asociado casos de infección con los virus H5N8 HPAI en seres humanos.

Los virus H5N2 HPAI detectados en los Estados Unidos son similares a los virus H5N2 HPAI que se informaron por primera vez a principios de diciembre del 2014 en granjas de aves de corral en la provincia de Columbia Británica, Canadá. Este es un virus realineado que combina genes de virus H5 de la línea de Eurasia y virus N2 de América del Norte. No se han asociado casos en seres humanos ya sea con los virus H5N2 HPAI de América del Norte o de las líneas de Eurasia.

El virus H5N1 HPAI detectado en los Estados Unidos es un virus realineado con genes de los virus H5 HPAI de origen asiático y de los virus de baja incidencia patógena de América del Norte.

Para obtener más información sobre la influenza aviar, visite el sitio web sobre influenza aviar de los CDC y los sitios web del ARS y del Servicio de Inspección Sanitaria de Animales y Plantas (APHIS) del USDA.

Descargo de responsabilidad: Es posible que en este sitio encuentre algunos enlaces que le lleven a contenido disponible sólo en inglés. Además, el contenido que se ha traducido del inglés se actualiza a menudo, lo cual puede causar la aparición temporal de algunas partes en ese idioma hasta que se termine de traducir (generalmente en 24 horas). Llame al 1-800-CDC-INFO si tiene preguntas sobre la influenza estacional, cuyas respuestas no ha encontrado en este sitio. Agradecemos su paciencia.

ARRIBA