Descargo de responsabilidad: Este sitio web se actualiza con frecuencia. Parte de su contenido puede estar disponible en inglés hasta que se haya traducido todo el contenido.

SI ESTÁ COMPLETAMENTE VACUNADO
Los CDC actualizaron esta guía para las personas que tienen la vacunación completa. Vea Recomendaciones para las personas totalmente vacunadas.
ACTUALIZACIÓN IMPORTANTE PARA LAS ESCUELAS
Los CDC recomiendan que las escuelas sigan adoptando las estrategias actuales de prevención del COVID-19 para el año escolar 2020-2021. Conozca más
Actualización importante: establecimientos de atención médica
Los CDC han actualizado algunas de las formas de operar los sistemas de atención médica de manera efectiva en respuesta a la vacunación contra el COVID-19. Conozca más
ACTUALIZACIÓN
La vacunación previene enfermedades graves, hospitalizaciones y muertes. Las personas que aún no se han vacunado deberían vacunarse y seguir usando mascarillas hasta que estén totalmente vacunadas. Con la circulación de la variante Delta, la necesidad de vacunarse es más urgente. Los CDC actualizaron la guía para personas totalmente vacunadas con base en la nueva evidencia sobre la variante Delta.
ACTUALIZACIÓN
Dada la nueva evidencia sobre la variante B.1.617.2 (Delta), los CDC actualizaron la guía para personas totalmente vacunadas. Los CDC recomiendan el uso universal de mascarillas en espacios cerrados por parte de todos los maestros, miembros del personal, estudiantes y visitantes de escuelas de kínder a 12.º grado, independientemente de su estado de vacunación. Los niños deberían retomar las clases presenciales a tiempo completo en otoño con la implementación de estrategias de prevención estratificadas.

Lo que deben saber las comunidades tribales acerca de las vacunas contra el COVID-19

Lo que deben saber las comunidades tribales acerca de las vacunas contra el COVID-19
Actualizado el 21 de abr. del 2021
una mujer y un hombre con mascarillas

Usted puede ayudar a detener la pandemia al vacunarse contra el COVID-19.

Para proteger a las personas mayores y a nuestra comunidad, debemos utilizar todas nuestras herramientas de prevención. Las vacunas son una de las herramientas más efectivas para proteger su salud. Las vacunas actúan con las defensas naturales de su organismo para poder combatir el virus.

Cada estado o nación tribal tiene su propio plan para decidir quiénes serán los primeros en vacunarse. Contáctese con su departamento de salud o clínica para saber cuándo y dónde estarán disponibles las vacunas en su comunidad.

Las vacunas contra el COVID-19 pueden ayudarle a evitar que se infecte por COVID-19.

atado de incienso

El COVID-19 puede provocar una enfermedad grave o la muerte. Todas las vacunas contra el COVID-19 disponibles en los Estados Unidos son efectivas. Incluso si se contagia después de vacunarse, la vacuna debería protegerle y evitar un cuadro de enfermedad más grave.

La vacuna contra el COVID-19 es gratis.

El gobierno de los Estados Unidos está administrando la vacuna sin cargo a todas las personas que viven en los Estados Unidos. Nadie debe pagar por recibir la vacuna.

Algunas vacunas contra el COVID-19 requieren la administración de dos dosis.

Si le dicen que debe recibir dos dosis, asegúrese de recibir la segunda dosis en la fecha correspondiente para que pueda obtener la mayor protección.

La vacuna contra el COVID-19 no lo infectará por COVID-19.

Las vacunas contra el COVID-19 autorizadas no pueden infectarlo por COVID-19. No contienen el virus que causa el COVID-19. Vacunarse también puede proteger a las personas que lo rodean.

Puede tener algunos efectos secundarios después de aplicarse la vacuna contra el COVID-19.

Puede tener cansancio, dolor de cabeza, escalofríos y fiebre leve durante 1-2 días. Estos son signos normales de que su organismo está generando protección contra el COVID-19. Después de vacunarse, se le pedirá que espere entre 15 y 30 minutos para asegurarse de que está bien.

Igual debería vacunarse aunque haya tenido COVID-19.

Incluso si ya tenido COVID-19, es posible, aunque poco frecuente, que vuelva a infectarse por COVID-19. Los expertos todavía no saben cuánto tiempo dura la protección que el organismo genera después de contraer el COVID-19. La vacunación es la mejor protección.

Si se recuperó del COVID-19, pregúntele a su proveedor de salud cuándo debería vacunarse.

De todos modos debe tomar medidas para protegerse y proteger a los demás después de recibir la vacuna.

Es importante que todos sigamos usando todas las herramientas disponibles para ayudar a detener esta pandemia y mantener a las personas a salvo. Debe seguir usando una mascarilla que le cubra la nariz y la boca cuando está en público, mantener una distancia de al menos 6 pies, evitar multitudes y espacios con poca ventilación y lavarse las manos con frecuencia.

La mejor protección contra el COVID-19 será vacunarse y seguir las recomendaciones de los CDC para protegerse y proteger a los demás y evitar contagiarse y propagar el virus.

El sistema de seguridad de las vacunas de los Estados Unidos monitorea la seguridad de todas las vacunas.

medicina

Todas las vacunas contra el COVID-19 utilizadas en los Estados Unidos fueron probadas en estudios clínicos que contaron con la participación de miles de personas, incluidos los indígenas estadounidenses y nativos de Alaska. Estos estudios se realizaron para asegurarse de que las vacunas cumplen con los estándares de seguridad y protegen a personas de diferentes edades, razas y etnias. Todas las vacunas contra el COVID-19 autorizadas cumplen con los mismos estándares de seguridad que otras vacunas utilizadas en los Estados Unidos.

Los CDC han creado una nueva herramienta, v-safe (vsafe.cdc.gov), para ayudar a identificar cualquier problema de seguridad con las vacunas contra el COVID-19. ¡Inscríbase para participar después de haberse vacunado!

A menos que haya tenido una reacción alérgica a cualquiera de los ingredientes de la vacuna contra el COVID-19, es seguro vacunarse contra el COVID-19.

Si alguna vez ha tenido una reacción alérgica grave o inmediata a cualquiera de los ingredientes de la vacuna contra el COVID-19, no debería vacunarse. Si ha tenido una reacción alérgica a otras vacunas o medicamentos inyectables, consulte con su proveedor de atención médica.

Igual puede vacunarse si tiene alergias graves a medicamentos orales, alimentos, mascotas, picaduras de insectos, látex o a otros factores ambientales como el polen o el polvo.

Si está embarazada o desea tener un bebé en algún momento, puede vacunarse contra el COVID-19.

bebé

Si está embarazada ahora o planea estarlo más adelante, puede recibir la vacuna contra el COVID-19 cuando esté disponible para usted. No hay evidencias que sugieran que los problemas de fertilidad sean un efecto secundario de ninguna vacuna.

La vacuna contra el COVID-19 no modificará su ADN.

Diferentes tipos de vacunas funcionan de diferentes maneras para brindar protección, pero la vacuna contra el COVID-19, como cualquier otra vacuna, no puede afectar su ADN bajo ningún concepto.

Es seguro vacunarse contra el COVID-19 si tiene una afección subyacente.

Las personas con afecciones como enfermedades cardiacas o pulmonares, diabetes y obesidad son más propensas a enfermarse gravemente a causa del COVID-19. La vacunación es especialmente importante para las personas con estas afecciones. Las personas con un sistema inmunitario debilitado es posible que no obtengan tanta protección de la vacuna contra el COVID-19 como las que tienen un sistema inmunitario en funcionamiento, pero algo de protección es mejor que nada.

¿Se debe administrar la vacuna contra el COVID-19 Janssen de Johnson & Johnson a las comunidades indígenas estadounidenses y nativas de Alaska?

  • El comité asesor independiente de los CDC, llamado Comité Asesor sobre Prácticas de Vacunación (ACIP, por sus siglas en inglés), recomienda la aplicación de la vacuna contra el COVID-19 J&J/Janssen para todas las personas de 18 años de edad o más, incluidos los pueblos indígenas estadounidenses y nativos de Alaska.
  • El ensayo clínico de alcance mundial de la vacuna contra el COVID-19 J&J/Janssen incluyó a una población diversa. Los datos enviados a la Administración de Alimentos y Medicamentos de los Estados Unidos (FDA) y al ACIP sobre la efectividad de la vacuna incluían datos sobre personas indígenas de Norteamérica y Sudamérica. Sin embargo, solo el 5 % de los participantes indígenas en el ensayo global provenían de los Estados Unidos. Al igual que con las demás vacunas contra el COVID-19 autorizadas, las cifras son demasiado bajas para tener una estimación de la eficacia de la vacuna específicamente en comunidades indígenas estadounidenses y de nativos de Alaska.
  • En términos generales, la efectividad de la vacuna contra el COVID-19 J&J/Janssen en los Estados Unidos fue del 74 %. Es importante destacar que la vacuna contra el COVID-19 J&J/Janssen permitió prevenir el 90 % de hospitalizaciones por COVID-19 en el ensayo clínico, y este porcentaje incluye a indígenas estadounidenses y nativos de Alaska. A la fecha no se han recibido notificaciones de fallecimientos por COVID-19 en personas que recibieron la vacuna contra el COVID-19 J&J/Janssen en el ensayo clínico.
  • A partir del 23 de abril del 2021, los CDC y la FDA recomiendan que se reanude la aplicación de la vacuna Janssen contra el COVID-19 en los Estados Unidos. Sin embargo, es importante que se informe a las mujeres menores de 50 años de edad de un riesgo poco frecuente de sufrir coágulos sanguíneos con conteo bajo de plaquetas después de recibir la vacuna, y que existen otras vacunas contra el COVID-19 con las que no se observó este riesgo. Lea la declaración de los CDC/FDA.