Descargo de responsabilidad: Este sitio web se actualiza con frecuencia. Parte de su contenido puede estar disponible en inglés hasta que se haya traducido todo el contenido.

SI ESTÁ COMPLETAMENTE VACUNADO
Los CDC actualizaron esta guía para las personas que tienen la vacunación completa. Vea Recomendaciones para las personas totalmente vacunadas.
ACTUALIZACIÓN IMPORTANTE PARA LAS ESCUELAS
Los CDC recomiendan que las escuelas sigan adoptando las estrategias actuales de prevención del COVID-19 para el año escolar 2020-2021. Conozca más
Actualización importante: establecimientos de atención médica
Los CDC han actualizado algunas de las formas de operar los sistemas de atención médica de manera efectiva en respuesta a la vacunación contra el COVID-19. Conozca más
ACTUALIZACIÓN
La vacunación previene enfermedades graves, hospitalizaciones y muertes. Las personas que aún no se han vacunado deberían vacunarse y seguir usando mascarillas hasta que estén totalmente vacunadas. Con la circulación de la variante Delta, la necesidad de vacunarse es más urgente. Los CDC actualizaron la guía para personas totalmente vacunadas con base en la nueva evidencia sobre la variante Delta.
ACTUALIZACIÓN
Dada la nueva evidencia sobre la variante B.1.617.2 (Delta), los CDC actualizaron la guía para personas totalmente vacunadas. Los CDC recomiendan el uso universal de mascarillas en espacios cerrados por parte de todos los maestros, miembros del personal, estudiantes y visitantes de escuelas de kínder a 12.º grado, independientemente de su estado de vacunación. Los niños deberían retomar las clases presenciales a tiempo completo en otoño con la implementación de estrategias de prevención estratificadas.

Consideraciones para la investigación de casos y el rastreo de contactos en escuelas de kínder a 12.º grado e instituciones de educación superior (IHE)

Consideraciones para la investigación de casos y el rastreo de contactos en escuelas de kínder a 12.º grado e instituciones de educación superior (IHE)
Actualizado el 22 de abr. del 2021

Resumen de los cambios recientes

  • Esta guía combina la Guía interina para la investigación de casos y el rastreo de contactos en escuelas de kínder a 12.º grado y la Guía interina para la investigación de casos y el rastreo de contactos en instituciones de educación superior (IHE) que se publicaron previamente.
  • Aborda las consecuencias de la información actualizada sobre la identificación de contactos cercanos, realización de pruebas de detección del COVID-19, vacunación, mascarillas, aislamiento y cuarentena para entornos de escuelas de kínder a 12.º grado e IHE.

Puntos clave

  • Ahora que las escuelas y las instituciones de educación superior (IHE) reanudan las clases presenciales, la investigación de casos ícono de pdf[603 KB, 1 página] y el rastreo de contactos ícono de pdf[510 KB, 1 página] con el personal, los educadores y los estudiantes son estrategias efectivas para identificar y aislar los casos, hacer pruebas de detección y poner en cuarentena a los contactos cercanos para reducir la transmisión.
  • Las escuelas de kínder a 12.º grado y las IHE deberían colaborar con los departamentos de salud estatales, tribales, locales o territoriales (STLT, por sus siglas en inglés) cuando se investigan casos y exposiciones al SARS-CoV-2, el virus que causa el COVID-19.
  • Las escuelas de kínder a 12.º grado y las IHE deberían coordinar con los asesores locales y el Departamento de Educación del estado o los EE. UU. para garantizar el cumplimiento de las leyes vigentes relacionadas con la privacidad y la recopilación/difusión de esta información al llevar a cabo estas actividades.
  • Los estudiantes, el personal y los educadores diagnosticados con COVID-19 deberían aislarse y mantenerse alejados del predio de la escuela/IHE hasta que se cumplan los requisitos para finalizar el aislamiento.
  • Las autoridades de las escuelas de kínder a 12.º grado y de las IHE deben notificar los casos de COVID-19 al departamento de salud, en conformidad con las leyes de privacidad y otras leyes vigentes, tan pronto como sean informadas al respecto.
  • Una de las cosas más útiles que las escuelas de kínder a 12.° grado y las IHE pueden hacer para apoyar la investigación de casos y el rastreo de contactos es preparar y proporcionar rápidamente la información y los registros para ayudar con la identificación de posibles exposiciones y contactos cercanos en los establecimientos o eventos de las escuelas de kínder a 12.° grado y las IHE.
  • Las autoridades de las escuelas de kínder a 12.º grado y de las IHE deben notificar a los contactos cercanos (y a las familias de los contactos cercados en el entorno de las escuelas de kínder a 12.° grado), en conformidad con las leyes de privacidad y otras leyes vigentes, acerca de la exposición tan pronto como se les notifique que alguien en la escuela de kínder a 12.° grado o en la IHE ha dado positivo o ha sido diagnosticado con COVID-19.
  • La vacunación del personal, los educadores, y los estudiantes elegibles es una estrategia clave que debería considerarse en los planes de prevención.
  • La realización generalizada de pruebas de evaluación, especialmente las pruebas escalonadas de estudiantes, miembros del personal y educadores con posible exposición, es una estrategia útil para detectar nuevos casos, prevenir brotes e interrumpir la propagación del COVID-19.
  • Tomar medidas inmediatas y coordinadas, incluida la investigación de casos ícono de pdf[603 KB, 1 página] y el rastreo de contactos ícono de pdf[510 KB, 1 página], conjuntamente con el aislamiento y la cuarentena, podría servir para fundamentar la toma de decisiones sobre el enfoque y el fortalecimiento de las estrategias de prevención.
  • Los estudiantes, el personal y los educadores que tuvieron contacto cercano con alguien que tiene COVID-19 y no han recibido la vacuna completa, deberían realizarse una prueba de diagnóstico y hacer cuarentena. Sin embargo, las personas asintomáticas que hayan dado positivo y se hayan recuperado del COVID-19 en los 3 meses previos y las personas asintomáticas que recibieron la vacuna completa no necesitan hacer cuarentena ni realizarse las pruebas de diagóstico. Todos los contactos cercanos que den positivo en la prueba de detección del SARS-CoV-2 o que tengan síntomas deben aislarse más allá de que se hayan vacunado o no y sin importar si ya tuvieron la infección.
  • Todas las actividades e información recopiladas por una escuela de kínder a 12.° grado e IHE deben concordar con las leyes y regulaciones federales, estatales, tribales, locales y territoriales vigentes de privacidad, salud pública, atención médica y del lugar de trabajo.

Esta guía está dirigida a los administradores y al resto del personal de las escuelas públicas y privadas de kínder a 12.° grado y de las IHE que elaboran políticas y coordinan la investigación de casos y el rastreo de contactos. Las IHE se componen de un conjunto diverso de institutos de educación superior, universidades y escuelas técnicas, incluidas instituciones de 2 o 4 años, públicas, privadas sin fines de lucro, privadas con fines de lucro, integrales, especializadas en investigación o de misión especial. Esta guía puede servir para informar a los profesionales de la salud pública a la hora de llevar a cabo las investigaciones de casos y el rastreo de contactos en los entornos de escuelas de kínder a 12.° grado y de las IHE.

 Esta guía pretende complementar —no reemplazar— cualquier ley, norma y regulación de salud y seguridad pública y privada, estatal, tribal, local o territorial a la que deban acogerse las escuelas de kínder a 12.° grado y las IHE.

Introducción

Las escuelas de kínder a 12.° grado y las IHE deben estar preparadas para realizar la identificación de casos de COVID-19 entre los estudiantes, el personal y los educadores; la(s) posible(s) exposición(es) al SARS-CoV-2; y los brotes que puedan ocurrir en los establecimientos o eventos escolares. Debería utilizarse una estrategia integral para:

Motivar la colaboración entre las escuelas de kínder a 12.° grado o las IHE y los departamentos de salud para implementar la investigación de casos ícono de pdf[603 KB, 1 página] y el rastreo de contactos ícono de pdf[510 KB, 1 página] puede cortar de manera efectiva la cadena de contagios y prevenir una mayor propagación del virus en los entornos escolares o de las IHE y en la comunidad.

Las recomendaciones de cuarentena después de la exposición a una persona diagnosticada con COVID-19 en esta guía se aplican a las personas no vacunadas, a menos que se especifique lo contrario.

Para los fines de esta guía, se considera que las personas han sido totalmente vacunadas contra el COVID-19 > de 2 semanas después de haber recibido la segunda dosis en una serie de 2 dosis (Pfizer-BioNTech o Moderna) o >de 2 semanas después de haber recibido la vacuna de dosis única (Johnson and Johnson (J&J)/Janssen).

Cuando ocurre un caso de COVID-19 o una exposición al virus

Las escuelas de kínder a 12.° grado y las IHE deben tomar medidas cuando hay un estudiante, educador, miembro del personal, contratista o voluntario con COVID-19 presunto o confirmado. Los criterios jurisdiccionales suelen exigir la notificación inmediata de casos a los funcionarios de salud pública y la guía de los CDC recomienda la inmediata activación del manejo de casos, el rastreo de contactos y los protocolos locales de prevención. Se recomienda la investigación de casos probables y confirmados en laboratorio. Debido al potencial de propagación del virus (exposición de una gran cantidad de personas), la comunicación abierta y oportuna es clave para evitar una mayor transmisión y permite intervenir de forma inmediata. La asociación entre las escuelas de kínder a 12.° grado o las IHE y el departamento de salud es esencial para hablar con la persona diagnosticada con COVID-19 (caso), iniciar el rastreo de contactos para determinar quiénes deberán realizarse las pruebas de detección, hacer la cuarentena o aislarse, y decidir si es necesario suspender las clases y/o clausurar los edificios y establecimientos. Todas las actividades e información recopiladas por una escuela de kínder a 12.° grado e IHE deben concordar con las leyes y regulaciones federales, estatales, tribales, locales y territoriales vigentes de privacidad, salud pública, atención médica y del lugar de trabajo. Esto es fundamental para mantener la confianza de los estudiantes, el personal, los educadores y la comunidad de las escuelas de kínder a 12.° grado/IHE, además de ser esencial en términos de cumplimiento de la normativa vigente.

 

ícono de marca de verificación

Facilitar el aislamiento de los estudiantes, el personal, los educadores, los contratistas o los voluntarios con COVID-19 confirmado o presunto e informar de inmediato al departamento de salud

Las escuelas de kínder a 12.º grado y las IHE deben notificar los casos presuntos y confirmados al departamento de salud, en conformidad con las leyes de privacidad y otras leyes vigentes, tan pronto como sean informadas al respecto. Si bien se aconseja a los administradores que deriven el manejo médico de estudiantes, personal y educadores sintomáticos a proveedores de atención médica y departamentos de salud, y que indiquen cuándo pueden regresar de manera segura a clases o al trabajo, los administradores pueden ser proactivos en cuanto a lo siguiente:

  • Si se identifica a un estudiante, miembro del personal, educador, contratista o voluntario en el campus o en un control de síntomas diario con síntomas que concuerdan con los del COVID-19, se deben tomar las siguientes medidas:
    • Las personas sintomáticas deben aislarse inmediatamente y mantenerse alejadas de los demás estudiantes/miembros del personal más alla de que estén vacunadas o no.
    • Las escuelas de kínder a 12.º grado/IHE deben acelerar la remisión de las personas sintomáticas a un proveedor de atención médica para que reciban una evaluación clínica y les realicen las pruebas de diagnóstico del SARS-CoV-2.

Si un estudiante, miembro del personal, educador o voluntario totalmente vacunado presenta síntomas que concuerdan con los del COVID-19, deben aislarse del resto de las personas, someterse a una evaluación clínica del COVID-19 y realizarse una prueba de detección del SARS-CoV-2. Estas personas deberían informar a su proveedor de atención médica si están vacunadas al momento de la cita médica.

  • Si se diagnostica a un estudiante, miembro del personal, contratista o voluntario con COVID-19 presunto o confirmado, se deben tomar las siguientes medidas:
    • Remitir a las personas diagnosticadas con COVID-19 para su aislamiento según las directrices de los CDC y los protocolos de los departamentos de salud estatales, tribales, locales y territoriales; además, no se les debe permitir regresar al predio de la escuela/IHE hasta que se cumplan los requisitos para interrumpir el aislamiento.
    • Alentar a las personas diagnosticadas con COVID-19 a contactarse con su proveedor de atención médica para el manejo clínico según sea necesario, e indicarles cuándo deben buscar atención médica de emergencia.
    • Alentar a las personas diagnosticadas con COVID-19 a responder la llamada del departamento de salud o del personal de la escuela/IHE a cargo del seguimiento del caso (p. ej., para hablar de su diagnóstico, evaluar el apoyo de aislamiento necesario y obtener información acerca de los contactos cercanos que podrían haber estado expuestos) para prevenir una mayor propagación del virus.
    • Alentar a las personas a hablar con sus contactos (para que los contactos puedan comenzar de inmediato la cuarentena y realizarse las pruebas de detección), mientras esperan indicaciones del departamento de salud o de las autoridades escolares.
    • Notificar de inmediato el caso al departamento de salud, de conformidad con los protocolos de notificación estatales, tribales, locales o territoriales.
  • Si un estudiante es diagnosticado en la clínica o centro de salud de la escuela/IHE, se deben tomar medidas para garantizar la notificación y documentación correspondientes, de acuerdo con la Ley de Derechos de la Familia sobre la Educación y Privacidad (FERPA)ícono de sitio externo, y en la medida de lo posible, de la Ley de Portabilidad y Responsabilidad del Seguro Médico (HIPAA de la Oficina de Derechos Civiles [OCR] del HHSícono de sitio externo).
  • Si a los empleados de la escuela se les diagnostica un caso presunto o confirmado en laboratorio de COVID-19 a través del programa de servicios de salud ocupacional de la escuela/IHE, se deben tomar medidas para garantizar el cumplimiento de las normas federales y STLT, de la Administración de Seguridad y Salud Ocupacional (OSHAícono de sitio externo) y de las leyes de privacidad al notificar el caso y determinar los pasos a seguir en la investigación de casos y el rastreo de contactos de los empleados.
  • Si se identifican casos de COVID-19 o de exposición al virus entre los residentes del alojamiento en el campus, trabaje en coordinación con los funcionarios de salud pública para tomar precauciones adicionales.
    • Es posible que sea necesario trasladar a los residentes diagnosticados con COVID-19 (casos) o expuestos al COVID-19 (contactos) a un alojamiento temporal. Los residentes diagnosticados con COVID-19 (casos) o que han estado expuestos al COVID-19 (contactos) no deberían ser enviados necesariamente a sus viviendas permanentes fuera del campus. Enviar a residentes enfermos o potencialmente infecciosos a sus hogares permanentes podría representar retos logísticos o riesgo de transmisión a otras personas, ya sea de camino a sus casas o una vez que llegan a destino.
    • Consulte a los funcionarios de salud pública para determinar cuándo, cómo y a dónde trasladar a los residentes enfermos. Se debe procurar determinar el alojamiento apropiado y proporcionar remisiones a los servicios de apoyo durante el periodo en que el residente pueda necesitar aislarse o cumplir la cuarentena y monitorear sus síntomas o el agravamiento de sus síntomas. Los recursos incluyen información sobre cómo proporcionar cuidados en el hogar y una lista de verificación de otros servicios de apoyo ícono de pdf[292 KB, 2 páginas] para personas con COVID-19 que no requieren hospitalización.

 

ícono de marca de verificación
Evaluar el riesgo de exposición al SARS-CoV-2 y realizar el rastreo de contactos junto con la cuarentena y el aislamiento

Los administradores de las escuelas de kínder a 12.° grado y las IHE deberían colaborar con el departamento de salud para evaluar el riesgo de exposición al SARS-CoV-2 cuando se identifique un caso de COVID-19 presunto o confirmado.

  • Los estudiantes, el personal y los educadores que han tenido contacto cercano con una persona diagnosticada con COVID-19 corren mayor riesgo de infección por SARS-CoV-2.
    • Se define como contacto cercano a alguien que estuvo a menos de 6 pies de una persona infectada  (caso confirmado en laboratorio o enfermedad clínicamente compatible) por un total acumulado de 15 minutos o más en un periodo de 24 horas (por ejemplo, tres exposiciones individuales de 5 minutos por un total de 15 minutos en un mismo día). Más allá de las consideraciones de distanciamiento físico para las escuelas de kínder a 12.° grado, la definición de contacto cercano no debería cambiar.
    • Una persona infectada puede propagar el SARS-CoV-2 a partir de 2 días antes de que tenga algún síntoma (o, para los pacientes asintomáticos, 2 días antes de la fecha de recolección de la muestra positiva), hasta que cumpla los criterios para suspender el aislamiento en casa.
  • Las autoridades de las escuelas de kínder a 12.º grado y de las IHE deben notificar a los contactos cercanos acerca de la exposición (y a las familias de los contactos cercados en el entorno de las escuelas de kínder a 12.° grado) tan pronto como se les notifique que alguien en la escuela de kínder a 12.° grado o IHE ha dado positivo o ha sido diagnosticado con COVID-19.
    • Las personas que han tenido contacto cercano con alguien que tiene COVID-19 deben realizarse las pruebas de diagnóstico, además de cumplir la cuarentena y el aislamiento según lo recomendado.
      • Los contactos cercanos deben monitorear sus síntomas, y seguir la guía recomendada si presentan síntomas.
      • Los contactos cercanos asintomáticos de casos de COVID-19 que han sido diagnosticados previamente con COVID-19 en los últimos tres meses o que fueron totalmente vacunados no necesitan hacer cuarentena ni realizarse las pruebas de detección.
        • Nota: Los residentes totalmente vacunados en entornos grupales que no pertenecen al sector de atención médica (p. ej., centros correccionales y de detención, viviendas grupales) deben continuar con la cuarentena por 14 días y hacerse una prueba de detección del SARS-CoV-2 después de una exposición a una persona con COVID-19 confirmado o presunto. Esto se debe a que los entornos de viviendas compartidas pueden tener un alto recambio de residentes, un riesgo más alto de transmisión y dificultades a la hora de mantener la distancia física recomendada.
      • Los estudiantes, miembros del personal, educadores, contratistas y voluntarios que han tenido contacto cercano con una persona con COVID-19 en los últimos 6 días deberían tener prioridad para el seguimiento correspondiente a fin de facilitar la cuarentena lo antes posible para prevenir la transmisión adicional del SARS-CoV-2 en el entorno escolar.

Las personas totalmente vacunadas que no tengan síntomas que concuerden con los del COVID-19 no necesitan hacer cuarentena ni realizarse una prueba de detección después de estar expuestas a una persona con COVID-19 confirmado o presunto ya que su riesgo de infección es bajo. Las personas totalmente vacunadas que no hacen cuarentena igual deben estar atentas a los síntomas del COVID-19 por 14 días a partir de la exposición. Si tienen síntomas, deberían aislarse de los demás, someterse a una evaluación clínica para detectar el COVID-19, incluida la prueba de detección del SARS-CoV-2, e informar a su proveedor de atención médica si están vacunadas al momento de la cita médica.

 

ícono de marca de verificación
Intervenir para controlar los clústeres

Un clúster, en el entorno de las escuelas de kínder a 12.° grado o de las IHE, se considera un caso inicial seguido de dos o más casos epidemiológicamente vinculados, que probablemente se infectaron por el SARS-CoV-2 en la escuela (es decir, casos asociados a la escuela). Cuando se introducen casos en el ámbito escolar, pueden dar lugar a la transmisión entre estudiantes y miembros del personal. Esto es más probable en áreas con transmisión sustancial o alta en la comunidad, ya que es más probable que los casos se introduzcan en la escuela desde la comunidad. Las escuelas deben monitorear los casos (de conformidad con las leyes de protección de la privacidad y otras leyes aplicables), identificar rápidamente los clústeres e intervenir inmediatamente para controlar la propagación. Se debe determinar la fuente de la infección, y si es probable que se haya adquirido en la escuela o fuera de la escuela, a través de la investigación de casos realizada de manera colaborativa entre la administración de la escuela y el departamento de salud local.

  • La investigación de fuentes es otro enfoque valioso para el reastreo de contactos. Consiste en examinar los 14 días anteriores a la aparición de los síntomas o a la fecha de recolección de las muestras (para los casos asintomáticos) para identificar a las personas (contactos cercanos), los lugares y los eventos que podrían haber sido la fuente de infección para la persona con COVID-19. La investigación de fuentes ofrece la oportunidad de identificar casos adicionales (secundarios) que podrían no haber sido diagnosticados, para mejorar la detección de clústeres y brotes, y para identificar eventos o encuentros en los que podría haberse producido la transmisión.
  • La evaluación de la exposición más allá de los contactos cercanos y las pruebas escalonadas pueden ser necesarias para identificar la transmisión y los casos adicionales.

 

ícono de marca de verificación
Evaluar las estrategias de realización de pruebas de detección y vacunación para reducir el riesgo de una mayor transmisión y proteger a los estudiantes, educadores y miembros del personal del COVID-19

Si se confirma el diagnóstico de COVID-19, las escuelas pueden brindar apoyo a los funcionarios de salud pública para determinar qué contactos cercanos y demás personas posiblemente expuestas en el entorno de las escuelas de kínder a 12.° grado deberían realizarse las pruebas de detección y aislarse o hacer cuarentena. Las guías de los CDC para las escuelas de kínder a 12.° grado y las IHE recomiendan evaluar la implementación de pruebas de diagnóstico y evaluaciones de síntomas extendidas para:

  • Detectar casos nuevos que podrían no haber sido diagnosticados
  • Facilitar el aislamiento (de casos) y la cuarentena (de contactos) para limitar la transmisión del SARS-CoV-2 y prevenir brotes

Los CDC recomiendan la vacunación contra el COVID-19 para prevenir la infección por el SARS-CoV-2 y su transmisión. Debería considerarse la vacunación contra el COVID-19 en la planificación de prevención para los educadores, el personal escolar y los estudiantes.

Las guías de los CDC para la realización de pruebas de detección en escuelas de kínder a 12.° grado y en IHE y la guía de prevención por etapas en escuelas de kínder a 12.° grado recomiendan la evaluación de posible exposición en personas más allá de los contactos cercanos, un abordaje de pruebas de detección por niveles.

  • Las pruebas escalonadas pueden facilitar la identificación de casos adicionales en el entorno escolar entre los contactos cercanos, como los posibles contactos que estaban en la misma habitación/autobús/cohorte/burbuja, a más de 6 pies de distancia, y otras personas potencialmente expuestas que pueden haber compartido un espacio común/habitación que utilizó la persona con COVID-19, pero no al mismo tiempo. Este enfoque ofrece la oportunidad de identificar a las personas sin síntomas (o antes de que presenten síntomas) que podrían ser contagiosas de modo que se puedan tomar medidas para prevenir una mayor transmisión en el entorno de las escuelas de kínder a 12.° grado/IHE.
  • Los resultados de las pruebas escalonadas pueden ayudar a tomar decisiones en cuanto a las recomendaciones de realización de pruebas, cuarentena y/o monitoreo de síntomas de estudiantes/personal/educadores individuales, cohortes/burbujas, aulas o equipos, y el posible cierre de escuelas para desacelerar la transmisión de la enfermedad y proteger la salud y el bienestar de la comunidad escolar y sus familias.

Qué pueden hacer las escuelas de kínder a 12.º grado y las IHE para prepararse

Los departamentos de salud estatales, tribales, locales y territoriales (STLT) están autorizados a realizar el rastreo de contactos. Los CDC alientan la colaboración entre las escuelas de kínder a 12.° grado o las IHE y los departamentos de salud cuando se identifica un caso de COVID-19 en un empleado o estudiante de la escuela, y durante la investigación de las exposiciones al COVID-19 relacionadas con la escuela. Las actividades de las escuelas de kínder a 12.° grado y de las IHE deben complementar las actividades del departamento de salud, en la medida de lo permitido por las leyes de privacidad y otras leyes vigentes, para garantizar que las personas diagnosticadas con COVID-19 de la comunidad de las escuelas de kínder a 12.° grado/IHE y las personas expuestas al COVID-19 en el entorno de las escuelas de kínder a 12.° grado/IHE sean identificadas y se realice el seguimiento correspondiente.

Las escuelas de kínder a 12.° grado, las IHE y los departamentos de salud deberían establecer políticas y procedimientos antes de identificar un caso de COVID-19 en el campus de la escuela o IHE. Deberían incluir la vacunación contra el COVID-19 en la planificación de prevención para proteger a los educadores, al personal y a los estudiantes. Los administradores de las escuelas de kínder a 12.° grado/IHE deben adoptar un rol proactivo en la preparación para la investigación de casos de COVID-19 y el rastreo de contactos, y deben tomar las siguientes medidas para la planificación de la implementación de los programas basados en las escuelas de kínder a 12.° grado/IHE para apoyar la investigación de casos de COVID-19 y el rastreo de contactos.

 

ícono de marca de verificación
Conocer las leyes, regulaciones, directrices, políticas y otros recursos vigentes

Todas las actividades de investigación de casos y rastreo de contactos realizadas y la información recopilada por las escuelas de kínder a 12.º grado y las IHE deben concordar con las políticas de salud pública estatales, tribales, locales o territoriales (STLT) y con las leyes, regulaciones y requisitos federales y STLT del lugar de trabajo, atención médica/servicios médicos, privacidad, consentimiento, seguridad de los datos y confidencialidad. Los recursos relacionados incluyen, entre otros, los siguientes:

Las diferencias locales en las leyes y regulaciones, características y tendencias de los casos de COVID-19 y la infraestructura de salud pública podrían influir en las políticas y los procedimientos relacionados con la investigación de casos, el rastreo de contactos, los requisitos de notificación, la realización de pruebas de detección, el aislamiento y las prácticas de cuarentena. Los CDC alientan a las escuelas de kínder a 12.° grado y a las IHE a contactarse con sus departamentos de salud STLT para conocer más acerca de las políticas y procedimientos locales.

 

ícono de marca de verificación
Establecer roles, responsabilidades y acuerdos

Si bien los departamentos de salud son los principales responsables de la investigación de casos y el rastreo de contactos de enfermedades contagiosas, las escuelas de kínder a 12.° grado y las IHE son responsables de la salud y seguridad del entorno de aprendizaje con requisitos para proteger a la comunidad escolar (p. ej., estudiantes, voluntarios,  padres, tutores y cuidadores) a la que prestan servicio, y al lugar de trabajo, con requisitos específicos para proteger a sus empleados (p. ej., miembros del personal, maestros, docentes, contratistas y voluntarios). La participación de las escuelas de kínder a 12.º grado y las IHE en el proceso de investigación de casos o rastreo de contactos del departamento de salud puede variar. Dependerá de las leyes y regulaciones federales y STLT vigentes, la autoridad y capacidad del departamento de salud, y la experiencia y capacidad de las escuelas de kínder a 12.° grado e IHE para participar en estas actividades. La Guía de investigación de casos y rastreo de contactos en lugares de trabajo que no pertenecen al sector de atención médica: información para empleadores describe los posibles roles y responsabilidades de las escuelas y otros empleadores en la investigación de casos y el rastreo de contactos.

Consideraciones:

  • Definir los roles, las responsabilidades y la comunicación con los departamentos de salud e iniciar procedimientos operativos estándar formales y acuerdos de colaboración, según corresponda. Esto puede aclarar el proceso local de investigación de casos y rastreo de contactos, los posibles roles y responsabilidades del personal del departamento de salud y de las escuelas/IHE, y los programas de salud y seguridad ocupacional que podrían ser útiles si se identifica un caso. En ciertos casos, podrían ser necesarios acuerdos formales para definir los requisitos de notificación de datos y los acuerdos de difusión de datos, o especificar los roles/responsabilidades del personal del departamento de salud y de las escuelas/IHE, especialmente para las escuelas de kínder a 12.° grado y las IHE que tienen la experiencia y la capacidad de asumir un rol más proactivo y práctico en las actividades de investigación de casos y rastreo de contactos.
  • Identificar al personal apropiado de las escuelas de kínder a 12.° grado y de las IHE (p. ej., administradores, docentes expertos en la materia, personal de enfermería de la escuela) para que dirija y supervise las actividades de investigación de casos y rastreo de contactos en los entornos de las escuelas de kínder a 12.° grado y las IHE. Las actividades podrían incluir consultas con expertos en materia de salud pública para la implementación de planes, políticas y procedimientos; la comunicación con el departamento de salud en la investigación de casos y el rastreo de contactos; y la coordinación de las actividades de las escuelas de kínder a 12.° grado/IHE cuando se identifica un caso de COVID-19 presunto o confirmado o una exposición al COVID-19.
  • Designar un punto de contacto (POC, por sus siglas en inglés) (p. ej., administrador, miembro del personal escolar de enfermería, oficina, contacto designado del personal) para la comunicación acerca del COVID-19. Este POC debe estar al tanto de los recursos y herramientas para las escuelas de kínder a 12.° grado y las IHE, coordinar los mensajes y responder ante las inquietudes relacionadas con el COVID-19 dentro de la comunidad de las escuelas de kínder a 12.° grado/IHE. El POC también puede desempeñar un rol principal en la comunicación dentro de la comunidad de las escuelas de kínder a 12.° grado y las IHE cuando se identifica un caso de COVID-19 presunto o confirmado o una exposición al COVID-19.
  • Identificar al personal adecuado para realizar las actividades de investigación de casos y rastreo de contactos. Definir los roles y responsabilidades de las clínicas/programas de salud ocupacional de las escuelas de kínder a 12.° grado/IHE y de los centros de salud para estudiantes, haciendo una distinción entre el rol como proveedor de atención médica con responsabilidades de notificación de casos, y el rol como asesor o participante activo en la investigación de casos, el rastreo de contactos y la respuesta ante un brote. Las escuelas de kínder a 12.° grado y las IHE deben garantizar el cumplimiento de las leyes federales y STLT de la OSHA y de privacidad vigentes al seleccionar el personal e implementar las actividades de investigación de casos y rastreo de contactos con estudiantes, miembros del personal y educadores.
  • Proporcionar capacitación con información y competencias  ícono de pdf[533 KB, 1 página] al personal que lleva adelante la investigación de casos y el rastreo de contactos para analizar correctamente los casos y las exposiciones sin revelar información de identificación personal. Conocer las leyes de protección de la privacidad y confidencialidad de los pacientes a nivel federal, estatal, tribal, local y territorial debe ser una prioridad. Si desea obtener más información sobre cuestiones de confidencialidad, consulte la guía de los CDC sobre confidencialidad y consentimiento. Garantice la capacitación sobre confidencialidad, privacidad y seguridad de los datos, y que todo el personal involucrado en la investigación de casos y el rastreo de contactos firme un acuerdo de confidencialidad. Las escuelas de kínder a 12.° grado y las IHE deben garantizar que las capacitaciones y los recursos estén coordinados con los departamentos de salud locales para mantener la cohesión del programa dentro de la jurisdicción. Puede encontrar recursos de capacitación adicionales en el sitio web de los CDC de recursos y capacitación sobre el rastreo de contactos por COVID-19.
  • Definir los procedimientos para evaluar la implementación y garantizar la calidad de las actividades de investigación de casos y rastreo de contactos.

 

ícono de marca de verificación
Crear políticas y procedimientos para la investigación de casos y el rastreo de contactos

Los administradores de las escuelas de kínder a 12.° grado y las IHE y los funcionarios de salud pública deberían trabajar en forma conjunta para determinar quién liderará la investigación de casos ícono de pdf[603 KB, 1 página] y el rastreo de contactos ícono de pdf[510 KB, 1 página].

Consideraciones:

  • Crear procedimientos operativos estándar, incluidos los guiones recomendados para las entrevistas de casos y la notificación de contactos o los puntos de discusión y los documentos de recursos que el personal puede usar al realizar la investigación de casos y el rastreo de contactos. Las políticas deben incluir consideraciones para las diferentes estructuras de las escuelas de kínder a 12.° grado y las IHE con viviendas estudiantiles tanto dentro como fuera del campus, diversos tipos de personal (p. ej., empleados de tiempo completo, empleados contratados, personal sustituto, disertantes invitados), participación de los maestros (p. ej., sistemas de enseñanza híbridos, organización por cohortes, horarios escalonados) y diferentes tipos de interacción con la comunidad (por ejemplo, horas de trabajo voluntario de los estudiantes, voluntarios y acompañantes en eventos escolares). Los CDC alientan a las escuelas de kínder a 12.° grado y a las IHE a que consulten los programas de salud ocupacional, además de las guías de la OSHAícono de sitio externo, la ley FERPAícono de sitio externo, y otras guías sobre privacidad para determinar políticas aceptables y prácticas relacionadas con los estudiantes y empleados de las escuelas de kínder a 12.° grado/IHE.
  • Determinar cuál es la persona más adecuada para comunicarse con los casos y los contactos cercanos, entre los estudiantes de la escuela, el personal, los educadores, los contratistas, los voluntarios y la comunidad escolar en general de las escuelas de kínder a 12.° grado/IHE (p. ej., padres, cuidadores, tutores, compañeros de residencia, compañeros de habitación). El alcance de la investigación de casos y el rastreo de contactos en las escuelas de kínder a 12.º grado y las IHE se limita a sus estudiantes (a través de los padres/tutores, en el caso de menores), miembros del personal, educadores y contratistas. Se deberá colaborar con el personal del departamento de salud para facilitar la realización de pruebas y el rastreo de contactos entre los miembros de la comunidad (p. ej., compañeros que comparten la residencia actual, incluidas las residencias estudiantiles o las viviendas comunitarias; los miembros de la familia, incluidos los niños que podrían asistir a otras escuelas, programas de cuidados infantiles u otros entornos de atención temprana, y otros parientes), y trabajar estrechamente con los funcionarios de salud pública y de la ciudad/condado para elaborar en forma conjunta comunicaciones respecto de posibles sitios de exposición dentro de la comunidad. Los recursos incluyen:
  • Revisar junto con los funcionarios de salud pública los elementos de datos necesarios para la investigación de casos y el rastreo de contactos, e identificar los mejores métodos de recopilación, almacenamiento y comunicación de la información necesaria. Se deberá garantizar el cumplimiento de las leyes, regulaciones y estándares federales y STLT de confidencialidad, privacidad y seguridad de datos. Los sistemas de gestión de datos administrativos de las escuelas de kínder a 12.º grado y las IHE pueden diferir considerablemente en términos de diseño y accesibilidad. El departamento de salud puede proporcionar información relevante para la investigación de casos y el rastreo de contactos.
  • Garantizar la privacidad y confidencialidad de las personas diagnosticadas con COVID-19 o con una posible exposición al virus para cumplir con las regulaciones locales y federales y mantener la confianza con los estudiantes, los educadores y el personal.
  • Prever el intercambio de información de casos y contactos cercanos entre las escuelas y los departamentos de salud. Es posible que la escuela se entere de un caso de COVID-19 (estudiante, personal) antes que el departamento de salud o viceversa. Por ejemplo, el departamento de salud puede recibir el informe de un caso o clúster de casos en un entorno escolar.
  • Crear métodos seguros (p. ej., correos electrónicos seguros, portales de notificación, protocolos de transferencia segura de archivos) para transferir la información entre los departamentos de salud y las escuelas a fin de facilitar el intercambio de datos y evitar la divulgación no autorizada de información privada.
  • Difundir información detallada acerca de las actividades grupales y la asistencia de los estudiantes por fecha. El intercambio de información en tiempo real sobre los casos es fundamental para identificar a los contactos cercanos y los clústeres. La información fechada puede facilitar la comunicación clara en relación con la identificación de casos y los contactos cercanos, así como los periodos de aislamiento y cuarentena.
  • Los recursos incluyen:

 

ícono de marca de verificación
Considerar políticas y procedimientos para posibilitar la determinación inmediata del riesgo de exposición y los contactos cercanos

Los administradores y el personal de las escuelas de kínder a 12.° grado y las IHE se encuentran en una posición clave para proporcionar información sobre muchos de los factores que indican riesgo de exposición, entre ellos el tipo, la proximidad y la duración de una posible exposición, los factores ambientales (p. ej., ventilación, tamaño del aula/disposición, distanciamiento físico, horarios) y el uso de mascarillas. Estos factores, además del estado de la vacunación y el historial previo de infección por COVID-19, son importantes para determinar quién podría estar expuesto y las siguientes medidas que se deben tomar (p. ej., cuarentena, realización de pruebas de detección, monitoreo de síntomas), para reducir el riesgo de una mayor propagación del virus. La estrategia operativa de los CDC para escuelas de kínder a 12.° grado a través de una prevención por fases describe las recomendaciones específicas de distanciamiento físico para visitantes, en transportes, actividades que suponen mayor exhalación, así como parámetros para la disposición de los asientos en las aulas (indicaciones de ubicar los asientos con una distancia física de entre 3 y 6 pies), así como la prevención por fases. Más allá de las consideraciones de distanciamiento físico para las escuelas de kínder a 12.° grado, la definición de contacto cercano no debería modificarse. Cuando las escuelas de kínder a 12.° grado y las IHE establecen políticas y procedimientos para cumplir con el distanciamiento físico y otras recomendaciones para mantener un entorno saludable, registran regularmente la estructura utilizada (incluida la documentación de los estudiantes, el personal, los educadores y los voluntarios que están sentados a menos de seis pies de distancia) e implementan las medidas preventivas correspondientes, aumenta considerablemente la velocidad y precisión en la evaluación del riesgo de exposición y la notificación de exposiciones.

Se deben identificar los sistemas y el personal necesarios para recopilar y transmitir la información, y estar preparados para responder, como mínimo, las siguientes preguntas:

  • ¿Cuán rápido puede brindar información acerca del entorno de la escuela/IHE? Por ejemplo:
    • ¿Establecimiento/entorno (p. ej., estructura del edificio o del aula, ventilación y disposición de los asientos, incluido el distanciamiento físico)?
      • ¿Con qué facilidad puede acceder a la documentación de los estudiantes, el personal y los educadores que están sentados a menos de seis pies de distancia entre sí?
    • ¿Medidas preventivas (p. ej., políticas o prácticas sobre el uso de mascarillas, horarios escalonados)?
  • ¿Cómo puede identificar rápidamente a todas las personas (p. ej., estudiantes, educadores, personal, voluntarios, contratistas) que se encuentran en un aula o espacio compartido en un momento determinado?
    • ¿Cómo es posible obtener esta información del sistema de datos de las escuelas/IHE?
  • ¿Los contactos se deben identificar de a uno por vez o es posible acceder a información sobre exposiciones grupales (p. ej., todos los estudiantes, maestros, voluntarios) en un mismo salón de clase?
  • ¿Puede determinar fácilmente qué estudiantes asisten en persona en horarios escalonados, e identificar las aulas y la asignación de asientos, lo que incluye qué estudiantes están asignados a cohortes individuales o burbujas de aprendizaje?
  • ¿Cómo se monitorea y documenta la asistencia al salón de clase?
  • ¿Con qué rapidez se puede determinar la asistencia a comidas compartidas? ¿Sus políticas incluyen la asignación de asientos?
    • ¿Cómo se documenta esta información? De lo contrario, ¿cómo es posible recopilar esta información?
  • ¿Con qué rapidez puede acceder a la información sobre los servicios de apoyo de la escuela/IHE (p. ej., asesoramiento, tutorías, grupos de estudio, programas de estudio y trabajo)?
    • ¿Cómo se documenta esta información? De lo contrario, ¿cómo es posible recopilar esta información?
  • ¿Cómo se estructuran y registran las asambleas y actividades extracurriculares de las escuelas/IHE?
    • ¿Qué información se obtiene acerca de los participantes y asistentes?
  • ¿Qué información (p. ej., punto de contacto, nombre de la escuela o listado de equipos) se recopila en los eventos en los que participan varias escuelas?
  • ¿Cuán rápido puede brindar información sobre aspectos "patrocinados" o "relacionados" con la escuela/IHE? Por ejemplo:
    • Vivienda (p. ej., residencias estudiantiles dentro y fuera del campus, fraternidades)
      • ¿Puede determinar con facilidad las asignaciones de residencias o habitaciones, acceder a los registros de visitantes y determinar la asistencia a eventos (p. ej., grupos de estudio, encuentros) que hayan tenido lugar recientemente?
    • Transporte (p. ej., traslado hacia/desde la escuela/IHE en transporte escolar, transporte en el campus, autobús escolar u otro transporte a eventos extracurriculares)
      • ¿Puede determinar fácilmente a los asistentes, el espacio físico y la asignación de asientos?
    • ¿Cómo las escuelas de kínder a 12.° grado/IHE brindarán los datos de contacto (p. ej., nombre, datos demográficos, número de teléfono, correo electrónico, dirección residencial) y otra información relevante (p. ej., monitoreo de síntomas, resultados de las pruebas de detección, listas de contactos en la escuela y la comunidad) para que los estudiantes (o sus familias), el personal, los educadores y los contratistas posibiliten la investigación de casos y el rastreo de contactos?
      • ¿Será necesario obtenerla manualmente o con la ayuda de la tecnología, como el sistema de información de estudiantes?
      • ¿Qué formularios de divulgación de privacidad y confidencialidad existen o se deberán completar para posibilitar el intercambio de datos?
      • ¿De qué manera se difundirá esta información para que se cumpla con los estándares de privacidad, confidencialidad y seguridad de datos?

 

ícono de marca de verificación
Considerar el uso de herramientas tecnológicas para una mayor eficiencia y una mejor evaluación

La tecnología de la información puede ser un recurso importante para muchos aspectos de la investigación de casos y el rastreo de contactos, incluida una real conciencia de la situación actual en cuanto a la asistencia, la evaluación del espacio y la distancia, y la identificación de casos y contactos, entre otros. Las escuelas de kínder a 12.° grado y las IHE deberían considerar la posibilidad de implementar soluciones tecnológicas para incrementar los esfuerzos de investigación de casos y rastreo de contratos, entre ellas:

  • Las herramientas para el manejo de casos permiten la automatización de la información de los casos, la notificación de los contactos y las tareas de seguimiento al hacer que el proceso de rastreo de contactos sea más rápido y eficiente, y al agilizar la recopilación y el manejo de datos sobre los pacientes y contactos a través de medios electrónicos.
    • Estas herramientas permiten que los pacientes y contactos puedan realizar autoinformes por medios electrónicos (p. ej., información demográfica, automonitoreo de síntomas, contactos, servicios necesarios).
    • Los flujos de trabajo pueden integrarse con los sistemas de vigilancia u otras herramientas de manejo de la fuerza de trabajo (p. ej., centros de llamadas virtuales, planificación para la realización de pruebas de detección, servicios de apoyo).
  • Las herramientas de notificación de exposición y proximidad pueden ayudar a identificar los contactos y notificarlos acerca de la exposición de manera mas rápida que con el típico rastreo de contactos únicamente. Son herramientas de participación voluntaria a través del uso de tecnologías Bluetooth o GPS (más comúnmente a través de aplicaciones para smartphones) que pueden utilizarse para estimar la proximidad y duración de la exposición de una persona a pacientes diagnosticados con COVID-19. Se necesitan más datos (de proyectos piloto y de implementaciones limitadas) para calcular el valor de estas herramientas para la salud pública.

La tecnología de la información puede permitir que las escuelas de kínder a 12.° grado y las IHE puedan hacer el seguimiento, revisar y evaluar rápidamente sus actividades de respuesta. Las Directrices de los CDC para la implementación y el uso de herramientas digitales para mejorar el sistema tradicional de rastreo de contactos ícono de pdf[125 KB, 5 página] describen diferentes tipos de herramientas digitales al destacar los requisitos mínimos y las funciones preferidas. Los recursos incluyen:

 

ícono de marca de verificación
Educar de manera proactiva a las comunidades de escuelas de kínder a 12.º grado e IHE

Es esencial mantener una comunicación abierta en la comunidad escolar acerca de qué esperar si se identifica un caso de COVID-19. También es esencial informar al personal, educadores, estudiantes y familias de las escuelas de kínder a 12.° grado y de las IHE acerca de las medidas que deben tomar para protegerse y proteger a las demás personas y prevenir la propagación del COVID-19.

  • Es importante difundir mensajes acerca del funcionamiento de la investigación de casos y el rastreo de contactos, incluido el rol que desempeñan los padres y tutores para ayudar a los estudiantes a identificar personas, lugares, eventos y actividades dónde podría haber ocurrido una exposición, y cómo el personal, los estudiantes, los educadores y otras personas de la comunidad escolar pueden ponerse en cuarentena o aislarse y monitorear sus síntomas de forma segura.
  • Los mensajes para la investigación de casos y el rastreo de contactos deberían difundirse en un lenguaje sencillo, ser apropiados desde el punto de vista cultural y lingüístico, estar enmarcados de manera que eviten el estigma y la discriminación, y coordinarse con el departamento de salud para garantizar la coherencia de los mensajes en toda la comunidad local. Los recursos para posibilitar la elaboración de materiales de comunicación específicos para el entorno escolar incluyen:
  • Los líderes de centros estudiantiles y grupos de interés pueden ser un recurso para la educación entre pares y la difusión de mensajes con competencia cultural para alentar la participación en estrategias de prevención (p. ej., uso de mascarillas, distanciamiento físico) y el rastreo de contactos. Para facilitar información precisa y oportuna, los proveedores de alojamiento para estudiantes de escuelas de kínder a 12.° grado/IHE y residencias estudiantiles en la comunidad pueden alentar la colaboración con los funcionarios de salud pública cuando se identifique un caso.

 

ícono de marca de verificación
Hay más información para complementar las consideraciones de los CDC para las escuelas de kínder a 12.° grado y las IHE disponible en:
    • Estrategia operativa para escuelas de kínder a 12.º grado a través de una estrategia de prevención por etapas

 

ícono de marca de verificación
Más recursos para el rastreo de contactos: