Saltar directamente a búsqueda Saltar directamente a índice A-Z Saltar directamente a navegación Saltar directamente al contenido del sitio Saltar directamente a las opciones de páginas
Inicio

Características del brote temprano y de la enfermedad H1N1 2009

27 de octubre de 2009 - 6:00 p.m., hora del este

Este sitio web está archivado para fines históricos y ya no se le realizan mantenimiento ni actualizaciones. For updated information on the current flu season, see the Sitio web de los CDC sobre la influenza estacional.

Características de la enfermedad

Cuando se detectó por primera vez el brote de la nueva influenza H1N1, a mediados de abril de 2009, los CDC comenzaron a trabajar junto con los estados para recopilar, compilar y analizar la información relacionada con el brote de la nueva influenza H1N1. El 24 de julio de 2009 se interrumpió el informe oficial de casos individuales confirmados y probables de infección por la nueva influenza H1N1. A continuación, se encuentra un resumen de la información recopilada durante las primeras semanas del brote. Se estima que estas características principales de la influenza continuarán siendo una representación fiel de la nueva influenza H1N1.

¿Cuántos casos de infección por la nueva influenza H1N1 se han reportado en Estados Unidos?

Cuando se detectó por primera vez el brote de la nueva influenza H1N1, a mediados de abril de 2009, los CDC comenzaron a trabajar junto con los estados para recopilar, compilar y analizar la información relacionada con el brote de la nueva influenza H1N1, incluyendo los números de casos confirmados y probables de la enfermedad. Desde el 15 de abril de 2009 hasta el 24 de julio de 2009, los estados informaron un total de 43,771 casos confirmados y probables de infección por la nueva influenza A (H1N1). De estos casos informados, 5,011 personas fueron hospitalizadas y 302 fallecieron. El 24 de julio de 2009, se interrumpió el recuento de casos confirmados y probables. Los informes adicionales sobre hospitalizaciones y muertes a nivel nacional continuarán elaborándose en este momento.

¿Cuántas personas se han infectado con la nueva influenza H1N1?

Se ha desarrollado un modelo de los CDC a fin de determinar el número real de casos de la nueva influenza H1N1 en Estados Unidos. El modelo toma en cuenta el número de casos reportados por cada estado y ajusta ese número para determinar las fuentes conocidas de los casos que están por debajo del número total (por ejemplo, no todas las personas con la nueva influenza H1N1 buscan atención médica, y no todas las personas que buscan atención médica permiten la recolección de muestras por parte de sus proveedores de servicios de salud). Desde este enfoque, se estima que más de un millón de personas se enfermaron con la nueva influenza H1N1 entre abril y junio de 2009 en Estados Unidos. Los detalles de este modelo y el estudio modelo serán enviados para su publicación en una revista especializada con revisiones a cargo de colegas.

¿Por qué los CDC interrumpieron el informe de casos individuales?

El recuento de casos individuales se utilizó en las primeras etapas del brote a fin de hacer un seguimiento de la diseminación de la enfermedad. A medida que la nueva influenza H1N1 se diseminó de manera más generalizada, el recuento de casos individuales dejó de ser una representación precisa de los verdaderos inconvenientes ocasionados por la enfermedad. Esto se debe a que muchas personas que se enfermaron levemente con la nueva influenza H1N1 nunca buscaron tratamiento. Es posible que muchas personas hayan buscado o recibido tratamiento, pero nunca fueron sometidas a pruebas o diagnosticadas de manera oficial. Además, a medida que el brote se hacía más intenso, en algunos casos, las pruebas se limitaban sólo a pacientes hospitalizados. Eso significa que el recuento de casos oficial representaba sólo una parte de los verdaderos inconvenientes ocasionados por la enfermedad de la nueva influenza H1N1 en Estados Unidos. En las primeras etapas del brote, los CDC reconocieron que una vez que la enfermedad se hubiera generalizado, sería más provechoso utilizar sistemas de vigilancia estándar para monitorear el número de casos por enfermedad, hospitalizaciones y muertes. Los CDC interrumpieron el informe oficial de casos individuales el día 24 de julio de 2009. Para obtener más información sobre cómo los CDC monitorean la nueva influenza H1N1, visite "Preguntas y respuestas acerca del monitoreo de la influenza H1N1”.

¿Qué es la tasa secundaria de contagio del nuevo virus de la influenza A (H1N1) en el entorno doméstico?

La tasa secundaria de contagio refleja el riesgo de una persona de contagiarse una enfermedad por contacto cercano (por ejemplo, un miembro de la familia, compañero de clase o de trabajo). Los estudios del campo epidemiológico en varios estados han demostrado que la tasa secundaria de contagio por contacto en el hogar para enfermedades respiratorias agudas (ARI, por sus siglas en inglés) es de 18% a 19% y de 8% a 12% para enfermedades similares a la influenza (ILI, por sus siglas en inglés). Las ARI se definen como dos o más de los siguientes cuatro síntomas: fiebre, tos, dolor de garganta, y rinorrea (secreción nasal). Una ILI se define como fiebre y tos o dolor de garganta. En general, las tasas secundarias de contagio para estas familias son apenas menores de lo que sucede con la influenza estacional. El uso de medicamentos antivirales (que pueden reducir la propagación del virus) para tratar casos o prevenir la influenza en los contactos de la familia puede haber provocado una disminución en la tasa secundaria de contagio.

¿Cuál es el período de incubación del virus de la influenza A (H1N1)?

El período de incubación es el doble de tiempo, o el tiempo necesario para que la cantidad de infecciones se duplique. Los estudios epidemiológicos de campo sobre los casos de la nueva influenza H1N1 en varios estados indican que el período de incubación para las enfermedades respiratorias agudas (ARI) fue de 2.0-3.1 días y de 2.4-3.1 días para las enfermedades similares a la influenza (ILI).

¿Qué información existe respecto de las tasas comunitarias de enfermedades similares a la influenza y relacionadas con el brote de la nueva influenza H1N1?

Las encuestas comunitarias y las encuestas telefónicas basadas en la población en las áreas donde se registra un foco de infección a partir de brotes de la nueva influenza H1N1 han informado que las enfermedades similares a la influenza afectan a aproximadamente el 6% de la población en las áreas encuestadas. El 10 de junio de 2009, el Departamento de Salud de la Ciudad de Nueva York publicó los resultados preliminares de una encuesta orientada a las familias que sugieren que el 6.9% de los habitantes de Nueva York puede haber experimentado una enfermedad similar a la influenza entre el 1 de mayo y el 20 de mayo de 2009. Los resultados de estas encuestas están siendo enviados para su publicación en revistas especializadas con revisiones a cargo de colegas.

¿De qué manera han sido afectados los diferentes grupos etarios en los Estados Unidos por la nueva influenza H1N1 en términos de las tasas de contagio?

Cuando se detectó por primera vez el brote de la nueva influenza H1N1 a mediados de abril de 2009, los CDC comenzaron a trabajar con los estados para recopilar, compilar y analizar información sobre el brote de la nueva influenza H1N1, incluyendo la cantidad de casos confirmados y presuntos y las edades de las personas afectadas. La información analizada por los CDC respalda la conclusión de que la nueva influenza H1N1 ha causado una enfermedad más grave en las personas menores de 25 años de edad que en las personas mayores.

El gráfico A (abajo) muestra la tasa aproximada de casos de la nueva influenza H1N1 por cada 100,000 personas comunicados a los CDC en los Estados Unidos por grupo etario del 15 de abril al 24 de julio de 2009. Durante este período, se informaron a los CDC 43,771* casos probables y confirmados de contagio con la nueva influenza H1N1. La cantidad de casos informados por cada 100,000 habitantes**fue mayor entre las personas del grupo de 5 a 24 años de edad (26.7 por cada 100,000). Esta cantidad fue seguida por aquellas personas del grupo de entre 0 y 4 años de edad, cuya tasa de casos fue de 22.9 por cada 100,000 personas. La tasa se redujo aun más hasta alcanzar las 6.97 personas por cada 100,000 en el grupo etario de entre 25 y 49 años. La tasa fue de 3.9 por cada 100,000 personas en el grupo de entre 50 y 64 años de edad. A razón de 1.3 personas por cada 100,000, la menor tasa de contagio con la nueva influenza H1N1 se registró en las personas de 65 años de edad y más.

Estos datos epidemiológicos confirman los estudios serológicos de laboratorio que indican que las personas mayores pueden haber desarrollado inmunidad previa al virus de la nueva influenza H1N1. Esta distribución etaria es muy diferente de lo que sucede normalmente con la influenza estacional, donde las personas de mayor edad sufren un mayor impacto.

*Del total de casos informados a los CDC, 6,741 se omitieron en este análisis porque no había información sobre la edad.
**El denominador en estos cálculos se deriva de los datos provenientes del censo nacional de población, y no se adapta a la distribución geográfica real de los casos. Por lo tanto, refleja un promedio nacional. Debido a que probablemente sólo una parte de las personas con síntomas de la influenza hayan sido examinados para detectar la nueva influenza H1N1, las tasas aproximadas están muy por debajo de las tasas reales. Sin embargo, la diferencia relativa entre las tasas de los distintos grupos etarios es el dato de mayor relevancia.

arriba

Gráfico A: tasa de casos confirmados y probables de la nueva influenza H1N1 en los Estados Unidos, por grupo etario

Gráfico A: tasa de casos confirmados y probables de la nueva influenza H1N1 en los Estados Unidos, por grupo etario

¿De qué manera han sido afectados los diferentes grupos etarios en los Estados Unidos por la nueva influenza H1N1 en términos de las tasas de hospitalización?

Cuando se detectó por primera vez el brote de la nueva influenza H1N1, a mediados de abril de 2009, los CDC comenzaron a trabajar junto con los estados para recopilar, compilar y analizar la información relacionada con el brote de la nueva influenza H1N1, incluyendo información sobre hospitalizaciones y edades de las personas hospitalizadas con casos confirmados y probables de la nueva influenza H1N1.

El gráfico B (abajo) muestra la tasa aproximada de hospitalizaciones por la nueva influenza H1N1 en los Estados Unidos por grupo etario del 15 de abril al 24 de julio de 2009. Estos cálculos se basan en las 4,738* hospitalizaciones informadas a los CDC durante este período de tiempo. La tasa de hospitalizaciones informadas por cada 100,000** personas fue más alta entre los niños del grupo de 0 a 4 años de edad. La tasa de hospitalización correspondiente a los niños en el grupo de 0 a 4 años de edad con la nueva influenza H1N1 fue de 4.5 niños por cada 100,000. La siguiente tasa de hospitalización comunicada más alta se registró en el grupo de 5 a 24 años de edad, cuya tasa de hospitalización fue de 2.1 por cada 100,000 personas. La tasa de hospitalización para las personas en el grupo de 25 a 49 años de edad fue la más baja, a razón de 1.1 por cada 100,000 personas. La tasa de hospitalización para las personas en el grupo de 50 a 64 años de edad fue de 1.2 por cada 100,000 personas, y la tasa de hospitalización para las personas en el grupo de 65 años y más fue de 1.7 por cada 100,000.

Si bien las personas de 65 años y más tienen menores probabilidades de enfermarse con la nueva influenza H1N1, el aumento en la tasa de hospitalización para las personas en este grupo etario indica que si se enfermaran, su riesgo de hospitalización se vería incrementado. Esto no es llamativo teniendo en cuenta que las personas de 65 años y más generalmente corren mayor riesgo de sufrir complicaciones graves relacionadas con la influenza, incluyendo a aquellas que requieren hospitalización a causa de la influenza estacional.

*Del total de pacientes hospitalizados (n=4,738), se omitieron en este análisis 273 casos porque no se contaba con información sobre las edades.

**El denominador en estos cálculos se deriva de los datos provenientes del censo nacional de población, y no se adapta a la distribución geográfica real de los casos. Esto refleja un promedio nacional. Dado que sólo una fracción de las personas con síntomas de la influenza probablemente hayan sido sometidas a una prueba de diagnóstico de la nueva influenza H1N1, estos índices no reflejan fehacientemente los índices verdaderos. Sin embargo, la diferencia relativa entre las tasas de los distintos grupos etarios es el dato de mayor relevancia.

Gráfico B: tasa de hospitalización por la nueva influenza H1N1 en una población de 100,000 estadounidenses, por grupo etario

Gráfico B: tasa de hospitalización por la nueva influenza H1N1 en una población de 100,000 estadounidenses, por grupo etario

¿Cuántos pacientes hospitalizados con la nueva influenza H1N1 han tenido condiciones médicas subyacentes?

Los CDC estudiaron los registros hospitalarios de 268 pacientes hospitalizados con la nueva influenza H1N1 durante las etapas iniciales del brote. El análisis encontró la prevalencia significativamente más alta de selectas condiciones subyacentes entre los pacientes hospitalizados con la nueva influenza H1N1 en comparación con la prevalencia en la población general estadounidense, excepto por las enfermedades renales crónicas y la obesidad. Por ejemplo, el asma se registra en un 8% de la población estadounidense; sin embargo el 32% de los pacientes hospitalizados con la influenza H1N1 tenían asma. Con influenza estacional, ciertas condiciones médicas subyacentes como el asma, diabetes, enfermedades cardíacas y embarazos colocan a las personas en un riesgo mayor de sufrir complicaciones graves relacionadas con la influenza. (Las personas pueden haber registrado una o más condiciones subyacentes)

¿Se considera a la obesidad como una condición médica subyacente que implica para las personas un mayor riesgo de sufrir complicaciones relacionadas con la influenza H1N1?

La obesidad no es una condición médica que haya sido previamente reconocida como factor de mayor riesgo para las personas de complicaciones graves relacionadas con la influenza estacional; sin embargo, la obesidad ha sido reconocida como una condición médica subyacente en ciertos pacientes hospitalizados con la nueva influenza H1N1. En un subgrupo de 268 pacientes hospitalizados con la nueva influenza H1N1 durante las primeras etapas del brote, se calculó el índice de masa corporal (BMI, por sus siglas en inglés)* en 227 pacientes** La obesidad (definida como un índice de masa corporal mayor o igual a 30-39.9) fue diagnosticada en un 15% de estos pacientes y la obesidad mórbida (definida como un índice de masa corporal mayor o igual a 40) fue diagnosticada en aproximadamente un 8% de estos pacientes. Aunque se desconoce actualmente la importancia de la obesidad como un factor generador de complicaciones por la nueva influenza H1N1, numerosas personas obesas tienen otras enfermedades subyacentes conocidas que representan para ellas un riesgo de sufrir complicaciones por la influenza.

Se encuentra disponible información adicional sobre la nueva influenza H1N1 y la obesidad en el Informe semanal sobre mortalidad y morbilidad (MMWR) del 10 de julio de 2009 titulado "Pacientes en cuidados intensivos con el virus de la nueva influenza A (H1N1) --- Michigan, junio de 2009." Se confirmó en este informe la considerable prevalencia de la obesidad en los pacientes con cuidados intensivos evaluados.
*El índice de masa corporal es una medición de la grasa corporal en base a la altura y el peso.

**No se calculó el índice de masa corporal en el caso de mujeres embarazadas y niños menores de 2 años de edad en este subgrupo de 268 pacientes hospitalizados.

¿Qué síntomas tuvieron los pacientes hospitalizados?

Los síntomas que tienen las personas con el virus de la nueva influenza H1N1 son similares a los síntomas de la influenza estacional, aunque los vómitos y la diarrea han sido reportados con mayor frecuencia en la infección con la influenza H1N1 que con la influenza estacional convencional. Los CDC estudiaron los registros hospitalarios de 268 pacientes hospitalizados con la nueva influenza H1N1 durante las etapas iniciales del brote. En este subgrupo de casos inicial con significativos datos clínicos, la fiebre (93%) y la tos (83%) fueron los dos síntomas mayormente reportados. Esta situación no es extraña dado que la tos y la fiebre son parte de la definición de casos. Otros síntomas reportados fueron: dificultades para respirar (54%), fatiga/debilidad (40%), escalofríos (37%) y mialgias (dolores musculares) (36%). (Consultar más abajo la tabla) La enfermedad asociada a este virus ha provocado un estado de gravedad e incluso la muerte.

Tabla: síntomas de los pacientes hospitalizados con la nueva influenza H1N1
Síntoma
Cantidad (%)
Fiebre* 249 (93%)
Tos 223 (83%)
Dificultades para respirar 145 (54%)
Fatiga/Debilidad 108 (40%)
Escalofríos 99 (37%)
Mialgias 96 (36%)
Rinorrea 96 (36%)
Dolor de garganta 84 (31%)
Dolor de cabeza 83 (31%)
Vómitos 78 (29%)
Resuello 64 (24%)
Diarrea 64 (24%)

¿Cómo han sido afectados los diferentes grupos etarios por la nueva influenza H1N1 en términos de fallecimientos?

Los CDC estudiaron los registros hospitalarios de 268 pacientes hospitalizados con la nueva influenza H1N1 durante las etapas iniciales del brote. El número de muertes fue más alto entre las personas de 25 a 49 años de edad (39%), seguido por las personas de 50 a 64 años de edad (25%) y las personas de 5 a 24 años de edad (16%). Este patrón es completamente diferente del registrado en la influenza estacional, donde se estima que un 90% de los fallecimientos relacionados con la influenza se produce en las personas de 65 años de edad en adelante. (Ver el gráfico C que aparece a continaución)

Gráfico C: muertes por la nueva influenza H1N1 en EE.UU., por grupo etario

Gráfico C: tasa de hospitalizaciones por la influenza H1N1 en una población de 100,000 estadounidenses, por grupo etario

arriba

 
Contáctenos:
  • Centros para el Control y la Prevención de Enfermedades
    1600 Clifton Rd
    Atlanta, GA 30333
  • 800-CDC-INFO
    (800-232-4636)
    TTY: (888) 232-6348
  • Comuníquese con CDC-INFO
USA.gov: el portal oficial en Internet del gobierno de los EE.UU.Departamento de Salud y Servicios Humanos
C.D.C.  1600 Clifton Rd. Atlanta, GA 30333, USA
800-CDC-INFO (800-232-4636) TTY: (888) 232-6348 - Comuníquese con CDC-INFO
Índice A-Z
  1. A
  2. B
  3. C
  4. D
  5. E
  6. F
  7. G
  8. H
  9. I
  10. J
  11. K
  12. L
  13. M
  14. N
  15. O
  16. P
  17. Q
  18. R
  19. S
  20. T
  21. U
  22. V
  23. W
  24. X
  25. Y
  26. Z
  27. #