Saltar directamente a búsqueda Saltar directamente a índice A-Z Saltar directamente a navegación Saltar directamente a las opciones de páginas Saltar directamente al contenido del sitio

Estudio de los CDC demuestra que vacunarse contra la influenza previene significativamente la influenza, las consultas al médico y las hospitalizaciones

24 de junio de 2013 - La vacunación contra la influenza previno, en promedio, 13.6 millones de casos de influenza, 5.8 millones de consultas médicas y alrededor de 113,000 hospitalizaciones relacionadas con esta enfermedad en los Estados Unidos durante un período de 6 años (2005-2011), según un estudio realizado por expertos de los CDC. Desde 2010 en el país antes mencionado, se comenzó a recomendar que todas las personas mayores de 6 meses se vacunaran contra la influenza todos los años.

El estudio, que se publicó en PLOS ONE el 19 de junio de 2013, presenta un nuevo modelo para calcular el impacto directo anual de la vacunación contra la influenza en los EE. UU. Los investigadores de los CDC usaron los datos de vigilancia de la influenza para proyectar el impacto que tendría la influenza ante la falta de vacunación en comparación con momentos en que sí se implementa. Al observar la diferencia entre ambos, los investigadores calcularon el impacto de la influenza que evitó la vacunación.

Este nuevo modelo ayudará a los expertos de los CDC a cuantificar el beneficio que aporta a la salud pública el programa de vacunación contra la influenza de los Estados Unidos. En el pasado, los CDC dependían de las encuestas sobre la cobertura de las vacunas y de los estudios de observación de su efectividad que se centraban en poblaciones específicas, en momentos específicos, para evaluar e informar los beneficios de la vacunación. El nuevo modelo de los CDC brinda una manera más estandarizada y repetible de medir e informar algunos de los beneficios directos que tiene la vacunación contra la influenza en la salud pública.

Según el estudio, la temporada de influenza en que se midió el mayor beneficio de la vacunación contra la influenza fue la temporada 2010-11, cuando la vacunación previno más del 18.5% de posibles casos de influenza. Esto quiere decir que las vacunas contra la influenza evitaron alrededor de 5 millones de casos de influenza, 2.1 millones de consultas al médico relacionadas con la enfermedad y 40,400 hospitalizaciones a causa de la influenza en todos los grupos etarios en los Estados Unidos durante esa temporada.

Los autores del estudio atribuyen los enormes beneficios de la vacuna observados esa temporada a la mayor cobertura de vacunación entre todos los grupos etarios que tuvo lugar después de la pandemia de 2009. Ellos sostienen que el aumento en la cobertura de vacunas posiblemente fue el resultado de una mayor concientización pública sobre la influenza debido a la pandemia de H1N1 2009.

La temporada con la menor cantidad de resultados de la prevención fue la temporada 2006-2007, en la que se evitaron alrededor de 1.1 millones de casos de influenza. Los investigadores consideran que la actividad moderada de la influenza posiblemente fue la responsable de la baja cantidad de casos de influenza que se evitaron esa temporada, puesto que se pueden prevenir muchos menos casos de influenza cuando los inconvenientes ocasionados por la enfermedad son pocos.

En general, los investigadores concluyeron que el programa de vacunación contra la influenza de los Estados Unidos brinda beneficios de salud sustanciales en cuanto a la prevención de casos de influenza, consultas al médico y hospitalizaciones relacionadas con la enfermedad. Los investigadores sugirieron que si se aumentara la cobertura de la vacunación contra la influenza se podrían prevenir más casos de enfermedades relacionadas, en especial entre adultos no ancianos, un grupo que conforma una gran parte desproporcionada de la población, pero para quienes la cobertura de la vacuna tiende a ser la más baja.

Además, los autores dijeron que las personas mayores necesitan vacunas mejores y más efectivas ya que, por lo general, no responden tan bien a la vacunación. La disponibilidad de mejores vacunas contra la influenza podría mejorar los casos de enfermedades relacionadas con la influenza en este grupo etario; en especial las hospitalizaciones, puesto que las tasas son mucho más altas en las personas mayores.

El estudio está disponible en línea en el sitio web de PLOS ONE.

Arriba