Saltar directamente a búsqueda Saltar directamente a índice A-Z Saltar directamente a navegación Saltar directamente al contenido del sitio Saltar directamente a las opciones de páginas
Inicio
Compartir
Compartir

Datos clave sobre la influenza y la vacuna contra la influenza

¿Qué es la influenza (también llamada gripe)?

La influenza es una enfermedad respiratoria contagiosa provocada por los virus de la influenza que infectan la nariz, la garganta y los pulmones. Este virus puede causar una enfermedad leve o grave y en ocasiones puede llevar a la muerte. La mejor manera de evitar contraer esta enfermedad vacunarse contra la influenza todos los años.

Signos y síntomas de la influenza

Las personas que contraen influenza a menudo presentan algunos o todos estos signos y síntomas:

  • Fiebre* o sentirse afiebrado/con escalofríos
  • Tos
  • Dolor de garganta
  • Mucosidad nasal o nariz tapada
  • Dolores musculares y corporales
  • Dolores de cabeza
  • Fatiga (cansancio extremo)
  • Algunas personas pueden tener vómitos y diarrea, aunque esto es más común en los niños que en los adultos.

*Es importante destacar que no todas las personas con influenza tienen fiebre.

Propagación de la influenza

La mayoría de los expertos considera que el virus de la influenza se extendió principalmente a través de las gotitas que se producen al toser, estornudar o hablar. Estas gotitas pueden caer en la boca o en la nariz de las personas que se encuentran cerca. Siendo algo poco frecuente, una persona también puede llegar a contraer influenza si toca una superficie o un objeto contaminado con el virus de la influenza y se toca luego los ojos, la boca o posiblemente la nariz.

Período de contagio

Usted puede contagiar la influenza a otra persona antes de saber que está enfermo y también mientras lo está. La mayoría de los adultos puede contagiar a otros a partir del 1° día antes de que los síntomas se desarrollen y hasta 5-7 días o más después del inicio de la enfermedad. Algunas personas, en especial los niños y las personas con sistemas inmunitarios debilitados, podrían causar contagios por un tiempo más prolongado.

¿Cuán grave es la influenza?

La influenza es impredecible y su gravedad puede variar ampliamente de una temporada a la siguiente en función de muchas cosas, entre ellas:

  • cuáles virus de la influenza se diseminan,
  • qué cantidad de vacunas contra la influenza está disponible
  • cuándo estará disponible la vacuna
  • qué cantidad de personas se vacunan y,
  • qué tan bien se corresponde la vacuna contra la influenza con los virus de la influenza que causan la enfermedad

Ciertas personas corren mayor riesgo de presentar complicaciones graves si contraen la influenza. Esto incluye a las personas mayores, los niños pequeños, las mujeres embarazadas y las personas con ciertas afecciones (tales como asma, diabetes o enfermedades cardíacas), así como las personas que viven en instituciones como asilos de ancianos.

Las temporadas de influenza son impredecibles y pueden resultar graves. En un período de 30 años, entre 1976 y 2006, los cálculos aproximados de muertes asociadas a la influenza en los Estados Unidos variaron desde un mínimo aproximado de 3,000 personas a un máximo aproximado de 49,000 personas.

Complicaciones debido a la influenza

Las complicaciones de la influenza pueden incluir neumonía bacteriana, infecciones del oído, infecciones sinusales, deshidratación y empeoramiento de las condiciones médicas crónicas, tales como insuficiencia cardíaca congestiva, asma o diabetes.

Prevenga la influenza estacional: vacúnese

Definitivamente, la mejor manera de prevenir la influenza es recibir una vacuna contra la influenza cada temporada.

Hay varias opciones de vacunas contra la influenza para la temporada de influenza 2013-2014.

Están disponibles las vacunas contra la influenza tradicionales (llamadas "trivalentes") fabricadas para proteger contra los tres virus de la influenza. Además, también están disponibles las vacunas contra la influenza estacional fabricadas para proteger contra los cuatro virus de la influenza (llamadas "tetravalentes").

La vacuna trivalente contra la influenza protege contra dos virus de la influenza A y un virus de la influenza B. Están disponibles las siguientes vacunas trivalentes contra la influenza:

La vacuna tetravalente contra la influenza protege contra dos virus de la influenza A y dos virus de la influenza B. Están disponibles las siguientes vacunas tetravalentes contra la influenza:

(*"Sano" designa a personas que no tengan un trastorno médico subyacente que las predisponga a complicaciones de la influenza).

Los CDC no recomiendan administrarse una vacuna contra la influenza sobre la otra. Lo importante es que se vacune contra la influenza todos los años.

Cuándo vacunarse contra la influenza estacional

La vacunación anual contra la influenza debe comenzar tan pronto la vacuna contra la influenza esté disponible, lo ideal sería antes de octubre. No obstante, aunque se vacunen más tarde, la vacuna les brindará protección siempre y cuando los virus de la influenza estén en circulación. Aunque pueden aparecer brotes de influenza estacional en octubre, el período de mayor actividad de la influenza suele ser enero o más tarde. Como el desarrollo de anticuerpos para proteger contra la infección por virus de la influenza demora aproximadamente dos semanas a partir de la vacunación, lo mejor es que las personas se vacunen para estar protegidas antes de que la influenza comience a circular en su comunidad.

 

¿Quiénes deben vacunarse esta temporada?

Esta temporada, todas las personas deben vacunarse contra la influenza a partir de los 6 meses de vida en adelante. Esta recomendación se ha utilizado desde el 24 de febrero de 2010 cuando el Comité Asesor sobre Prácticas de Inmunización (ACIP) de los CDC votó a favor de la vacunación "universal" contra la influenza en los Estados Unidos para que más personas estén protegidas contra la enfermedad.

Si bien todos deberíamos vacunarnos contra la influenza esta temporada, es especialmente importante que algunas personas lo hagan.

Entre esas personas se incluyen las siguientes:

  • Las personas que tienen un alto riesgo de sufrir complicaciones graves (como la neumonía) si se enferman de influenza.
  • Personas que viven o cuidan a otras que corren alto riesgo de desarrollar serias complicaciones (ver lista más arriba)
    • Las personas de la casa y los cuidadores de personas con ciertas afecciones médicas que incluyen el asma, la diabetes y las enfermedades pulmonares crónicas.
    • Las personas de la casa y cuidadores de niños de menos de 6 meses.
    • El personal de cuidado de salud.

Hay más información disponible en Quiénes deben vacunarse contra la influenza.

Consideración especial sobre la alergia a los huevos:

Las personas que hayan tenido una reacción alérgica grave a los huevos no deberían vacunarse. Las personas que hayan tenido una leve reacción al huevo; es decir, que solo les haya producido urticaria, pueden recibir la vacuna inyectable contra la influenza pero con precauciones adicionales. Asegúrese de que su proveedor de servicios de salud conozca cualquier reacción alérgica que usted tenga. La mayoría, pero no todos, los tipos de vacuna contra la influenza contienen una pequeña cantidad de huevo.

 

El uso de la vacuna contra la influenza en atomizador nasal estacional

La vacuna contra la influenza en atomizador nasal es una opción para las personas saludables* de 2 a 49 años que no están embarazadas. Incluso las personas que cuidan o viven con otra persona que pertenece a un grupo de alto riesgo (incluyendo los trabajadores de servicios de salud) pueden recibir la vacuna contra la influenza en atomizador nasal mientras permanezcan saludables y no estén embarazadas. La única excepción es los trabajadores de servicios de salud que cuidan a personas con sistemas inmunitarios severamente debilitados que requieren un entorno hospitalario protegido; estas personas deberían recibir la vacuna inactivada contra la influenza (vacuna contra la influenza).

¿Quiénes no deberían vacunarse contra la influenza estacional?

La vacuna contra la influenza no está aprobada para niños menores de 6 meses de edad.

Las personas que han tenido reacciones alérgicas graves a la vacuna contra la influenza no deben ser vacunadas por lo general.

Algunas personas no deben vacunarse contra la influenza sin antes consultar con un médico.

Estas incluyen:

  • Las personas que sufren una enfermedad moderada a grave con o sin fiebre (deberían esperar hasta recuperarse para vacunarse) y
  • Las personas con antecedentes de síndrome de Guillain-Barré (una enfermedad paralizante grave, también llamada GBS) que se hayan producido después de recibir la vacuna contra la influenza y que no estén en riesgo de sufrir una enfermedad grave de influenza generalmente no debe recibir la vacuna. Dígale a su médico si alguna vez desarrolló el síndrome de Guillain-Barré. Su médico le ayudará a decidir si la vacuna es recomendable para usted.

Para obtener más información acerca de cómo prevenir la influenza, consulte los temas siguientes:

 

¿Tiene usted preguntas sobre el seguro médico?

Contáctenos:
  • Centros para el Control y la Prevención de Enfermedades
    1600 Clifton Rd
    Atlanta, GA 30333
  • 800-CDC-INFO
    (800-232-4636)
    TTY: (888) 232-6348
  • Contacte CDC-INFO

 

Descargo de responsabilidad: Es posible que en este sitio encuentre algunos enlaces que le lleven a contenido disponible sólo en inglés. Además, el contenido que se ha traducido del inglés se actualiza a menudo, lo cual puede causar la aparición temporal de algunas partes en ese idioma hasta que se termine de traducir (generalmente en 24 horas). Llame al 1-800-CDC-INFO si tiene preguntas sobre la influenza de temporada, cuyas respuestas no ha encontrado en este sitio. Agradecemos su paciencia.

  • Última modificación de la página 26 de sep. de 2013
  • Última actualización de la página: 26 de sep. de 2013
USA.gov: el portal oficial en Internet del gobierno de los EE.UU.Departamento de Salud y Servicios Humanos
Centros para el Control y la Prevención de Enfermedades, 1600 Clifton Rd. Atlanta, GA 30333, EE. UU.
800-CDC-INFO (800-232-4636) TTY: (888) 232-6348 - Comuníquese con CDC-INFO